Dieta hipocalórica

¿Qué es la dieta hipocalórica?

La dieta hipocalórica se caracteriza por ser una dieta o régimen dietético bajo en calorías. Es decir, consiste en aplicar una restricción calórica diaria o reducir la ingesta de alimento que aportan calorías. Incluye los requerimientos nutricionales indispensables para el buen funcionamiento del organismo pero en su justa medida, adaptados a su edad, peso, altura, estilo de vida e historial médico.
 

La dieta hipocalórica es la más adecuada para combatir el sobrepeso y la obesidad
 

 

¿Por qué se realiza?

Es la dieta más adecuada para combatir el sobrepeso y la obesidad y, por lo tanto, es una dieta para adelgazar que resulta también necesaria en el control de algunas enfermedades como la diabetes, el colesterol o la hipertensión arterial.

 

¿En qué consiste?

La dieta hipocalórica controla y elimina de la dieta aquellos alimentos que engordan y no aportan interés nutricional (como los azúcares y las grasas), diseñando un plan alimenticio en la proporción y cantidad adecuadas al perfil del paciente. En esta dieta, normalmente se realizan cinco ingestas diarias pero con cantidades inferiores a las acostumbradas. Por otro lado, se evitan ciertas maneras de cocinar (especialmente los fritos, a favor del hervido o la plancha), se favorece el consumo de dos litros de agua diarios como mínimo, y se promueve el ejercicio físico.

 

Preparación para la dieta hipocalórica

Antes de realizar la dieta hipocalórica es importante contactar con un especialista en Nutrición y Dietética.

 

Cuidados tras la intervención

Después de terminar una dieta hipocalórica es importante no volver a los malos hábitos alimentarios que originaron la subida de peso.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar sus preferencias AQUI.