Demencia

Especialidad de Psiquiatría

¿Qué es la demencia?

La demencia es la pérdida paulatina de las funciones cognitivas debida a daños cerebrales. Esta enfermedad provoca incapacidad para realizar las actividades de la vida diaria ya que afecta a la memoria, el lenguaje (afasia), la atención, las habilidades visuales, las praxias y las funciones ejecutivas como la resolución de problemas o la inhibición de respuestas. A medida que avanza la enfermedad se puede observar la pérdida de orientación y de identidad.

Pronóstico de la enfermedad

La demencia es una patología grave, puesto que afecta a las células cerebrales. Dependiendo del estado del paciente, sus síntomas podrán tratarse e incluso se podrán combatir algunas de sus causas. Aunque cuando dichas células se han destruido, no es posible reemplazarlas, por lo que el pronóstico de la patología será peor.

Siempre es importante acudir al especialista cuanto antes si se sospecha que un familiar puede padecer demencia, resultará mucho más fácil realizar un diagnóstico y tratar algunas de sus causas.

Síntomas de la demencia

El síntoma principal de la demencia es la pérdida de memoria, aunque puede conllevar otros síntomas que pueden aparecer con el tiempo o todos a la vez. Entre ellos se encuentran:

- Pérdida de memoria reciente: es un síntoma recurrente que las personas con demencia olviden las cosas, aunque nunca las vuelven a recordar. Es posible que, por ejemplo, una persona que sufre esta patología cocine y se olvide de servir el plato, o incluso que se olvide de que lo ha preparado.

- Dificultad para realizar tareas familiares: tareas sencillas como vestirse pueden suponer un problema para un paciente con demencia, puesto que se olvidan de que ya han realizado esta tarea. Atar los zapatos o poner ciertos alimentos en la nevera también pueden ser hábitos fáciles de olvidar.

- Problemas con el lenguaje: olvidar palabras simples o utilizarlas de forma equivocada es común en personas con demencia. La comunicación puede llegar a ser complicada.

- Confusión de tiempo y lugar: pueden olvidar cómo han llegado a un determinado lugar, cómo volver a casa o pueden perderse en su propia calle.

- Estar distraído: bien es cierto que todo el mundo puede distraerse, aunque las personas con demencia lo hacen a menudo y de forma repetida.

- Problemas con el pensamiento abstracto: olvidarse de qué son los números y cómo se utilizan puede ser un síntoma de la demencia.

- Colocar objetos en sitios incorrectos: poner una plancha en la nevera o un reloj en el salero, por ejemplo, también son hábitos que indican que la persona puede sufrir demencia.

- Cambios de personalidad: estos pacientes acostumbran a ser irritables, sospechosos, temerosos o deprimidos a causa de la enfermedad.

- Cambios en el estado de ánimo: tienen cambios de humor bruscos, pueden pasar de estar calmados a llorar desconsoladamente en pocos minutos.

- Pérdida de iniciativa: se vuelven personas pasivas, puede ser que no quieran ir según a qué sitios o ver a otras personas.

Es importante realizar un diagnóstico precoz de la demencia para combatir algunas de sus causas

Pruebas médicas para la demencia

Para el diagnóstico de la demencia el especialista realizará un examen físico al paciente y revisará sus síntomas. También puede realizar pruebas complementarias para saber si la patología es causada por otra enfermedad y así evaluar su estado y proceder a la realización del tratamiento más adecuado.

Es primordial que, si se sospecha que un familiar puede padecer demencia, se acuda al especialista cuanto antes, puesto que será mucho más fácil evaluar la situación e incluso combatir alguno de sus síntomas.

¿Cuáles son las causas de la demencia?

Es una patología causada por el daño en las células cerebrales y otras enfermedades como el Alzheimer, derrame cerebral, enfermedad de Huntington, esclerosis múltiple, infecciones como el VIH, sífilis y enfermedad de Lyme, Parkinson, enfermedad de Pick y parálisis supranuclear progresiva.

Algunas de las causas que pueden detenerse o revertirse son las lesiones cerebrales y tumores, abuso del alcohol por un largo periodo de tiempo, cambio en los niveles de azúcar y sodio en la sangre, niveles bajos de vitamina B12, hidrocefalia normotensiva, uso de ciertos medicamentos e infecciones del cerebro.

¿Se puede prevenir?

No existe una prevención específica para evitar sufrir demencia, aunque si el paciente ha padecido una lesión en la cabeza o un tumor cerebral es importante que acuda al especialista, además de tomar precauciones para evitar traumatismos o contusiones adicionales. Por otra parte, si es una persona con riesgo de sufrir un accidente cardiovascular, también es importante que el especialista evalúe el estado del paciente.

Tratamientos para la demencia

Algunas de las causas de la demencia pueden ser tratadas, aunque una vez las células del cerebro han sido destruidas no pueden reemplazarse. El tratamiento puede retrasar o detener el daño en las células cerebrales, pero siempre dependerá de cada caso y del estado del paciente.

Cuando la causa no puede tratarse se opta por ayudar a la persona en el desarrollo de sus actividades diarias y en la reducción de los síntomas. Incluso algunos medicamentos pueden ayudar a retrasar la progresión de la demencia, aunque siempre será el especialista quien indique el tratamiento según cada caso en particular.

Medicamentos para la demencia

Existen varios fármacos que pueden ayudar a paliar los síntomas o a retrasar el avance de la demencia, aunque no llegarán a combatirla. Como se ha especificado anteriormente, siempre será bajo la indicación del especialista.

¿Qué especialista lo trata?

Principalmente serán los especialistas en Psiquiatría o Neurología quienes realizarán el diagnóstico y tratarán a los pacientes con demencia, ya que se trata de una patología que afecta a las células cerebrales.

Vídeos relacionados con Demencia


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.