Tratamiento del dolor

¿Qué es el tratamiento del dolor?

El tratamiento del dolor es una rama interdisciplinaria de la medicina que tiene como objetivo mejorar la calidad de vida de los pacientes con dolor crónico al reducir su sufrimiento. Su objetivo es aliviar el dolor a largo plazo y puede ser practicado por un solo médico o por un equipo dedicado al tratamiento del dolor compuesto por diferentes especialistas. Puede implicar tratamientos farmacológicos o psicológicos, o una combinación de ambos.

¿Por qué se hace?

Si bien muchas ramas de la medicina se centran en diagnosticar y tratar lesiones y patologías, así como en tratar los síntomas y el dolor durante el proceso de curación, el tratamiento del dolor es necesario cuando el dolor persiste después de la curación de una lesión o enfermedad. Si la causa no está clara, el objetivo es aliviar el dolor. Normalmente, los receptores de la terapia son pacientes con dolor crónico (a largo plazo). Los tipos de dolor que a menudo deben controlarse incluyen dolor de espalda crónico y dolores de cabeza.

¿En qué consiste?

Existen muchos tipos de tratamientos para el tratamiento del dolor, que se pueden dividir en tres categorías: 

  • Los tratamientos físicos incluyen: fisioterapia, ejercicio terapéutico, aplicación de calor y / o hielo, acupuntura, electroterapia y diversos procedimientos de intervención, como inyecciones en las articulaciones facetarias y estimulación de la médula espinal. Los pacientes pueden encontrar diferentes métodos que pueden aliviar su dolor, como el masaje terapéutico. Algunos tratamientos pueden tener un elemento psicológico, como el efecto placebo.
  • Los tratamientos psicológicos, como la terapia cognitiva conductual (TCC) y la hipnosis, se han utilizado para tratar el dolor, pero con resultados inconsistentes con respecto a la efectividad. Algunos estudios han demostrado una ligera mejoría en el estado de ánimo después de TCC, pero no hay pruebas suficientes para afirmar definitivamente que puede aliviar el dolor. Del mismo modo, los estudios sobre los efectos de la hipnosis son limitados, aunque hay signos de mejoría. Algunos creen que la efectividad de los tratamientos psicológicos puede ser causada por el efecto placebo.
  • Los tratamientos farmacológicos implican el uso de diferentes tipos de medicamentos, principalmente analgésicos y antiinflamatorios. El tipo de medicamento depende del sitio, la gravedad y la causa probable del dolor. Por ejemplo, el dolor leve se puede controlar con analgésicos de venta libre, mientras que el dolor intenso (después de una lesión o cirugía, por ejemplo) se puede tratar con opiáceos. Los medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) se usan ampliamente, mientras que los antidepresivos se pueden recetar para afecciones como la fibromialgia.

Debido a la naturaleza multidisciplinaria de esta especialidad, un equipo dedicado al tratamiento del dolor puede estar compuesto por médicos, enfermeras, fisioterapeutas, psicólogos y otros terapeutas de salud mental.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..