Dolor de cabeza

¿Qué es el dolor de cabeza?

El dolor de cabeza, conocido comúnmente también como cefalea, es una de las formas más habituales de sentir dolor por parte de las personas. Normalmente, se trata de un dolor que aparece de forma intermitente, con una sensación de pulsación o de presión, como si tuviésemos un cinturón que aprieta en la cabeza. Las formas más comunes del dolor de cabeza son la migraña y/o la jaqueca, así como la cefalea tensional.

Pese a que son molestos y provocan dolor, el dolor de cabeza raramente implica un problema grave de salud. Generalmente, se presenta en cualquier región de la cabeza, pudiendo afectar a un lado o a ambos, e incluso puede aparecer en un lugar concreto de la cabeza y extenderse hacia el resto de la cabeza.

Los dolores de cabeza pueden durar desde varios minutos hasta varios días. A la hora de dividir los dolores de cabeza, se puede hacer una distinción entre los dolores primarios y los secundarios. En el caso de los dolores primarios, la causa habrá sido una hiperactividad o algún problema cercano a la zona, no será un síntoma de que exista otro tipo de problema.

  • Dolores de cabeza primarios: cefalea, migraña, dolor de cabeza tensional, migraña con aura. Cabe destacar que algunos pueden desencadenarse en función de los hábitos de vida del paciente, es decir, cantidad de alcohol ingerido, mala posturas, falta de sueño, estrés
     
  • En el caso del dolor de cabeza secundario, el dolor de cabeza es un síntoma de otra enfermedad de mayor gravedad, entre las que se pueden mencionar la sinusitis, desgarros arteriales, aneurisma cerebral, malformaciones, tumores, malformación de Chiari, infección, resaca, gripe, meningitis, neuralgias, glaucoma, deshidratación…  

     

Pronóstico del dolor de cabeza

En la mayoría de los casos, el dolor de cabeza podrá superarse prácticamente sin que suponga un problema. De hecho, los tratamientos disponibles para el dolor de cabeza o la cefalea tensional se han mostrado eficaces a la hora de disminuir los síntomas y la recuperación del paciente.

No obstante, si el dolor de cabeza está provocado por otras patologías, estaremos ante un pronóstico incierto.

Síntomas del dolor de cabeza

La intensidad del dolor de cabeza puede ser variable, es decir, la intensidad del dolor acostumbra a ser de moderada a severa, y en algunas ocasiones puede ser incapacitante para el paciente, obligándole a detener su actividad diaria.

Normalmente, el dolor se localiza en una parte concreta de la cabeza, con una intensidad de moderada a severa. El tipo de dolor puede ser:

  • Eléctrico, como un calambre
  • De tipo opresivo, como si llevásemos un casco
  • Pulsátil, como un latido
  • Terebrante, como un talado
  • Dolor explosivo

Además, visiblemente pueden detectarse algunos síntomas:

  • Vértigo
  • Náuseas y vómitos
  • Párpados caídos
  • Lagrimeo
  • Espasmos faciales
  • Ojos rojos
  • Amiscoria
  • Edema palpebral

Por otro lado, existen ciertos síntomas que pueden precisar inmediatamente una visita al médico:

  • Fiebre
  • Nuca rígida
  • Mareos al ponerse de pie
  • Cambios en el tamaño de la pupila
  • Caída de párpados
  • Erupciones en la piel
  • Hormigueo en brazos y/o piernas
  • Alteraciones visuales  
  • Pruebas médicas para el dolor de cabeza

A la hora de efectuar el diagnóstico, el especialista realizará una serie de preguntas sobre las características del dolor, sobre su intensidad y sobre su ubicación. Una vez respondidas estas preguntas, el especialista sabrá algo más sobre el dolor de cabeza que el paciente está experimentando.

Posteriormente, se pueden pedir una serie de estudios y/o pruebas para descartar la presencia de otro problema de carácter más grave. Para ello, tanto las imágenes por resonancia magnética como las conseguidas por tomografía computarizada son muy habituales.

¿Cuáles son las causas del dolor de cabeza?

El tipo de dolor de cabeza más habitual es la cefalea tensional, cuyo origen se encuentra en la tensión muscular de los hombros, el cuello y la mandíbula.

El dolor de cabeza ocasionado por la cefalea tensional puede estar directamente relacionado con el estrés, la depresión, un traumatismo craneal, una posición anormal... Este tipo de dolor suele aparecer en ambos lados de la cabeza, empezando con frecuencia en la parte posterior de la cabeza y avanzando hacia delante.

Otro tipo habitual de dolor de cabeza es la cefalea migrañosa, que supone un dolor fuerte en la cabeza que normalmente cursa con otros síntomas, como pueden ser las náuseas, la sensibilidad hacia el ruido y/o a la luz y los cambios en la visión. En los casos de la migraña, el dolor tiende a ser palpitante, y normalmente comienza a un lado de la cabeza y se propaga hacia el resto.

Otro tipo de dolor de cabeza serían la cefalea en brote, que se trata de un dolor de cabeza agudo que puede darse durante varias veces en un mismo día y que posteriormente desaparece durante semanas o meses. El dolor de cabeza dura en torno a una hora, y suele ocurrir a la misma hora cada día. También debe mencionarse la cefalea sinusal, que causa dolor en la parte frontal de la cabeza y la cara, y se debe a la inflamación´de los conductos de los paranasales que se ubican tras las mejillas, nariz y ojos.

El dolor de cabeza puede producirse también si el paciente padece un resfriado, gripe o fiebre.

En algunas ocasiones, el dolor de cabeza puede estar causado por un problema más serio, como los siguientes:

  • Hemorragia cerebral
  • Presión arterial muy alta
  • Tumor cerebral
  • Hidrocefalia
  • Intoxicación por monóxido de carbono
  • Apnea del sueño
  • Malformaciones vasculares
  • Aneurisma cerebral
  • Accidente cerebro vascular

¿Se puede prevenir el dolor de cabeza?

En ocasiones se ha reportado en casos de migrañas que se pueden desarrollar por consumir algunos alimentos, como puede ser el chocolate, algunos quesos o el glutamato monsódico. En otros casos, como los dolores de cabeza de rebote, se sabe que pueden causarse por el consumo excesivo de analgésicos.

Tratamientos para el dolor de cabeza

Hay algunas medidas que se pueden tomar para paliar los dolores de cabeza desde casa. Cuando empiecen los síntomas, se pueden seguir las siguientes recomendaciones:

  • Beber abundante agua para evitar la deshidratación
  • Descansar en una habitación oscura y tranquila
  • Poner un paño húmedo sobre la frente

También se recomienda seguir un diario de dolores de cabeza, que pueden ayudar a saber por qué duele la cabeza. Para ello, se puede anotar:

  • Fecha y hora en la que empezó el dolor de cabeza
  • Comidas y bebidas en las últimas 24 horas
  • Cantidad de horas dormidas
  • Actividades realizadas antes de empezar el dolor
  • Tiempo de duración del dolor de cabeza y cómo se detuvo

Siempre que el origen del dolor de cabeza no esté en una de las patologías graves mencionadas con anterioridad, el especialista puede recomendar una serie de tratamientos o medicamentos preventivos; medicamentos para aliviar el dolor o incluso recetar un cambio tanto en los hábitos como en el estilo de vida en los que se incluyen las técnicas de relajación y el control de estrés.

¿Qué especialista trata el dolor de cabeza?

En el caso de que se trate un dolor simple no causado por patologías complejas, el encargado de diagnosticar y tratar el dolor de cabeza serán el Médico Familiar y el Médico Internista.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..