Radioterapia estereotáxica fraccionada

Especialidad de Oncología Radioterápica

¿Qué es la radioterapia estereotáxica fraccionada?

La radioterapia estereotáxica fraccionada (RTEF) es una técnica de irradiación. El tratamiento se realiza en varias sesiones, dependiendo de cada paciente. 

La radioterapia estereotáxica es una técnica de radioterapia que permite administrar una gran dosis de radiación sobre la zona afectada. Se emplea una guía que permite localizar el tumor y los órganos de riesgo, los tejidos adyacentes reciben de este modo una dosis menor.

¿Por qué se realiza?

La radioterapia estereotáxica fraccionada es una herramienta muy útil para el tratamiento de lesiones malignas craneales en pacientes pediátricos, ya que permite reducir la cantidad de radiación que recibe el paciente y, de este modo, evitar que la toxicidad pueda afectar de forma importante a la funciones cognitivas de los pacientes.

Es especialmente beneficiosa para los tumores de cabeza y cuello, pulmón, columna, próstata, hígado y abdomen.

La RTEF es beneficiosa para distintos tumores, como el de cabeza o cuello

¿En qué consiste?

Para administrar este tratamiento de radioterapia se aplica la misma cantidad de radiación, o incluso más, que la radiocirugía convencional. Esta radiación es aplicada en dosis pequeñas distribuidas en varios tratamientos diarios, que se denomina como dosis fraccionada. Esta dosis fraccionada favorece a la reaparición del tejido sano cercano a la lesión, especialmente en estructuras críticas como el tronco cerebral o las vías ópticas.

La intensidad del haz de irradiación en cada campo es variable, ya que se adapta a las características anatómicas del tumor y de las estructuras normales.

Preparación para la radioterapia estereotáxica fraccionada

El oncólogo especialista en radioterapia le practicará una tomografía computarizada o una resonancia magnética, que le permitirá conocer y determinar la zona específica a tratar.

Existen algunas directrices a seguir el día antes y el día del procedimiento, como usar ropa cómoda, no ponerse joyas, ni gafas, etc. Todas ellas se explicarán claramente por su especialista.

Cuidados tras la intervención

Se aplica una dosis por fracción que no puede producir lesiones en los tejidos sanos, la cual cosa permite evitar la aparición de secuelas o complicaciones.

No se trata de un procedimiento doloroso por lo que se evitan largos periodos de hospitalización o rehabilitación. Durante el tratamiento el paciente está despierto y puede recuperar la rutina al cabo de unas horas de su realización.  

Alternativas a este tratamiento

Una alternativa a este tratamiento es la radiocirugía estereotáctica, que se basa en una única dosis de radiación ionizante sobre una lesión o estructura anatómica y bien definida, con el objetivo de destruirla o alterar su función, sin afectar a las estructuras próximas. Es sumamente precisa y se usa, principalmente, para tratar diferentes enfermedades del cerebro.

loading...
TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.