Enuresis

Índice:

 

  1. ¿Qué es la enuresis?
  2. ¿Cuáles son los síntomas?
  3. ¿Cuáles son las causas?
  4. Factores de riesgo
  5. Pronóstico de la enuresis
  6. ¿Cómo es el tratamiento?


 

¿Qué es la enuresis?

La enuresis es la acción de orinar involuntariamente durante el descanso y se presenta en niños de 7 años o más. También se conoce como “incontinencia urinaria” o “enuresis nocturna”.

 

Si bien no hay una fecha precisa para lograr un desarrollo completo del control urinario, se estima que la mayoría de los niños lo tienen alrededor de los 5 años. Sin embargo, después de los 7 años, algunos niños siguen presentando enuresis.
 

¿Cuáles son los síntomas?

El síntoma más visible de la enuresis es la pérdida involuntaria de orina durante la noche. Sin embargo, en algunos casos también se presenta estreñimiento y dificultad a la hora de despertar.

Si bien la enuresis suele pasarse por sí sola, en algunos casos es indicio de un trastorno no diagnosticado. Es importante prestar atención a los siguientes aspectos:

  • Si el niño moja la cama pasados los 7 años.
  • Si moja la cama durante un tiempo, aún después de haber dejado de hacerlo.
  • Dolor al orinar.
  • Sed inusual.
  • Ronquidos.
  • Heces duras.
  • Orina roja o rosa.

 

¿Cuáles son las causas?

No está suficientemente claro cuáles son los aspectos que generan la enuresis. Sin embargo, existen algunos factores que podrían influir:

  • Falta de capacidad de sentir la vejiga llena: en algunos casos los nervios tardan en madurar y puede ser que no se reconozca cuando está llena, especialmente si se duerme profundamente.
  • Vejiga pequeña: debido a la falta de desarrollo.
  • Desequilibrio hormonal: cuando un niño no genera suficiente hormona antidiurética se atrasa la producción de orina a la noche.
  • Infección urinaria: suele tener síntomas como la enuresis, la necesidad de orinar a menudo, orina roja y dolor en la micción.
  • Apnea del sueño: hay algunas situaciones en las que la enuresis es un indicio de la existencia de una apnea obstructiva del sueño, por la cual la respiración se ve interrumpida en el sueño.
  • Diabetes: la enuresis puede significar el primer síntoma de diabetes. A menudo se presenta junto a otras señales como la fatiga, adelgazamiento y sensación de sed persistente.
  •  Estreñimiento crónico: si existe estreñimiento durante mucho tiempo los músculos que se utilizan para la micción y para defecar pueden tener alguna disfunción.
Recomiendan incentivar al niño a
que vaya al baño antes de dormir

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Si bien se puede presentar en cualquier persona, es más frecuente en varones. Además, en muchos casos está asociada a otros aspectos más bien psicológicos que facilitan la aparición de la enuresis:

 

Pronóstico de la enuresis

La incontinencia urinaria nocturna en niños no es un problema grave y suele pasarse solo o con algún tipo de tratamiento farmacológico a corto plazo. Sin embargo, es importante saber que puede tener consecuencias en la calidad de vida del niño.

En primer lugar, en muchas ocasiones el niño puede experimentar vergüenza y culpa, lo que genera el desarrollo de una autoestima baja. Además, en la mayoría de los pacientes conlleva un aislamiento social, ya que no desean dormir en casas ajenas o ir de campamento o a viajes escolares.

 

 

¿Cómo es el tratamiento?

En general, los niños aprenden a controlar la vejiga por sí solos. Sin embargo, existen algunas situaciones donde es necesario algún tipo de tratamiento.

  1. Alarmas de humedad: son dispositivos a batería que se conectan en una compresa ubicada en el pijama. Esta es sensible a la humedad, por lo que cuando la detecta, suena una alarma. Este tratamiento requiere tiempo, estimado entre las 8 y 16 semanas.
  2. Medicamentos: dirigidos a retrasar la producción nocturna de orina o calmar la vejiga.
  3. Cambiar hábitos del estilo de vida: es importante limitar el consumo de líquidos por la noche, evitar la cafeína e incentivar al niño para que vaya al baño durante el día y antes de dormir.