Consejos para educar en el uso responsable de las nuevas tecnologías

Escrito por: Dra. Inmaculada Moreo Mir
Publicado:
Editado por: Margarita Marquès

Las tecnologías digitales llegaron para quedarse. Han cambiado radicalmente nuestra sociedad y también el concepto de infancia.

 

Nuestros niños han nacido en la era digital, pero eso no significa que sepan hacer un buen uso de lo digital.

 

Es responsabilidad de padres y educadores facilitar que hagan una incorporación positiva de la tecnología y un buen uso de la misma. Las potencialidades son infinitas, los riesgos evitables.

 

Es responsabilidad de todos nosotros favorecer el crecimiento saludable y pleno de los niños, ya que ellos serán los padres y educadores del futuro.

 

Es responsabilidad de todos nosotros favorecer
el crecimiento saludable y pleno de los niños

 

¿Cuál es la situación actual?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) señala que 1 de cada 4 personas sufre trastornos de conducta vinculados con las nuevas tecnologías.

 

La tecnología ha provocado y seguirá provocando cambios muy importantes en la vida y en el funcionamiento de la sociedad, pues su utilización afecta a ámbitos muy variados.

 

Son omnipresentes, están por todos lados, nos acompañan todo el día y exigen nuestra atención y dedicación casi en exclusiva, provocando dejar de hacer otras actividades (como leer, salir con amigos, hacer deporte…).

 

Los españoles dedican unas cinco horas al día de media conectados a las TIC y es el segundo país del mundo con mayor penetración de smartphones.

 

Consultamos el móvil 150 veces al día. El 90% de los usuarios tiene su móvil a menos de un metro de distancia las veinticuatro horas del día. El 85% de los españoles entre 18 y 64 años asegura tener una cuenta en alguna red social. Un 27% de los menores de entre once y catorce años que tienen móvil nunca lo apaga, mientras que el 60% lo tiene encendido en el aula durante las horas lectivas y solo un 30% lo apaga al irse a dormir

 

¿Cómo enseñamos un buen uso?

Nuestros hijos confían más en la opinión de sus compañeros, la de sus padres, que en la nuestra.

 

El reto es cómo acompañamos a nuestros hijos en la etapa de prueba y error que están viviendo con la llegada de estas nuevas posibilidades de comunicarse y acceder a la información. Muchos cometerán errores. Pero el error más grave es no probarlo.

 

¿Internet es un peligro?

Hay muchos padres preocupados por sus hijos. Pasear por Internet tiene sus riesgos. También tiene muchas cosas buenas: gente nueva, espacios de conocimiento y oportunidades. Es fundamental y prioritario educar en el buen uso de las NTIC pues no van a desaparecer y debemos enseñar a nuestros hijos cómo usarlas.

 

Los videojuegos ¿buenos o malos?

En el espacio digital, el videojuego es uno de los pasatiempos favoritos de los niños y los adolescentes. De hecho, los videojuegos se han convertido en una de las funcionalidades más utilizadas por los menores que manejan dispositivos móviles. Por lo tanto, es beneficioso, si su uso es el correcto.

 

Es un juego más. Debemos acompañar a los niños en el juego. Hay que regular el tiempo que dedicamos a los juegos digitales.

 

Educar es mejor que permitir

El acceso de nuestros hijos a la red es inmediato, por lo tanto debemos enseñarles a ser consumidores críticos y desarrollar su creatividad.

 

La adaptación del sistema educativo también debería incidir en la promoción de habilidades más relacionadas con la innovación y la capacidad de explorar nuevos espacios de conocimiento, gracias a la conexión entre diferentes disciplinas y ámbitos del saber.

 

¿Qué hacemos en casa y qué normas ponemos?

Hay que hacer un contrato de uso de cualquier dispositivo móvil de nuestros hijos, que incluyan normas de uso y tiempos.

  • De los 0 a los 3 años: no se establece ningún contrato de uso.
  • De los 3 a los 6 años: se establecen horarios y situaciones de uso. Se deben combinar las NTIC con juegos juntos, con deporte al aire libre, momentos en familia. NTIC como niñera no está mal, pero no siempre.
  • De los 6 a los 9 años: se debe mantener el control en el uso de las NTIC. A esta edad, los padres son el modelo a seguir. Nada de ordenadores ni televisiones en los cuartos de los niños. Mejor en espacios comunes.
  • A partir de los 10 años: es importante acompañarlos siempre en los videojuegos y controlar su uso. Se establece un contrato de uso de dispositivos. El móvil es de papa y mama y se lo prestan al niño.

 

Peligros reales de las NTIC    

  • Ciberbullying o acoso online entre iguales
  • Grooming o acoso sexual
  • Sexting

 

Consejos específicos      

  • El ordenador debería estar en un lugar visible de la casa.
  • Fijar un horario concreto y responsable.
  • Proteger el ordenador con antivirus.
  • Establecer contraseñas seguras y con opciones de privacidad.
  • Educarles en el uso responsable de las tecnologías.

Por Dra. Inmaculada Moreo Mir
Medicina Familiar

La Dra. Moreo Mir es una especialista en Medicina Familiar y Comunitaria , con una excelente trayectoria en la salud y desarrollo de niños y adolescentes. Su exhaustiva formación cuenta con numerosas titulaciones y méritos académicos de especialización en distintos campos de le Medicina Familiar y Pediatría. A lo largo de su trayectoria profesional, ha ocupado puestos de responsabilidad en centros de prestigio y, actualmente, es coordinadora de la Unidad de Medicina Adolescente en Hospital Juaneda Miramar 

La Dra. Moreo Mir ha publicado diversos artículos médicos en revistas de prestigio y es miembro de la Sociedad Española de Medicina del Adolescente . Posee el título de Médico puericultor así como Experta en Urgencias Pediátricas. Actualmente combina su trabajo como coordinadora de la Unidad de Medicina Adolescente con su trabajo como pediatra en el servicio de urgencias del Hospital Juaneda Miramar. 

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..