Candidiasis

Dra. María Tábara Gómez -

Publicado el: 13/06/2014

Índice:

  1. ¿Qué es la candidiasis?
  2. Causas de la candidiasis vaginal
  3. Diagnóstico de la candidiasis
  4. ¿Cuáles son los síntomas?
  5. ¿Se puede prevenir?
  6. ¿Cómo es el tratamiento?

¿Qué es la candidiasis?

La candidiasis es una infección causada por el hongo cándida, el más común es el cándida albicans. Éste se encuentra en pequeña cantidad en la vagina, la boca, el tubo digestivo y en la piel, muchas veces sin ocasionar infección. Sin embargo, la cantidad de Cándida albicans puede aumentar llevando a que se presente una candidiasis.

La mayoría de las mujeres tienen una candidiasis vaginal a lo largo de su vida. No se contagia a través del contacto sexual, pero algunos hombres pueden presentar una erupción en el pene después de tener contacto sexual.

 

Causas de la candidiasis vaginal

Las causas de la candidiasis son:

  • Estar tomando antibióticos usados para tratar otros tipos de infecciones.
  • Estar embarazada.
  • La obesidad.
  • Tener diabetes.
La administración de antibióticos
puede generar candidiasis

 

Pruebas médicas para el diagnóstico de candidiasis

Para determinar si existe candidiasis en primer lugar es necesario analizar la historia clínica de la paciente, teniendo en cuenta infecciones previas, tanto vaginales como de transmisión sexual.

Por otro lado, se puede realizar un examen pélvico externo para analizar si hay signos de infección, e interno mediante un espéculo, para evaluar la vagina y el cuello del útero.

Por último, existen los análisis de secreciones vaginales, que consisten en una muestra de fluido vaginal que busca determinar qué tipo de hongo ha causado la candidiasis.

 

¿Qué síntomas presenta?

Los principales síntomas de la candidiasis vaginal son:

  • Sensación de ardor prurito en los labios vaginales.
  • Dolor al miccionar.
  • Flujo vaginal anormal, que fluctúa de una sustancia blanca acuosa a una abundante y espesa.
  • Inflamación y enrojecimiento de la piel exterior de la vulva.
  • Dolor al mantener relaciones sexuales.

 

¿Se puede prevenir?

La candidiasis se puede evitar prestando atención a los siguientes puntos:

- Mantener la zona genital limpia y sin humedad.
Evitar el jabón que no sea neutro.
- No realizar duchas vaginales.
Consumir yogur y otros alimentos con bacterias lactobacillus.
- No usar pantalones extremadamente ajustados, ya que puede causar irritación y sudoración.
- Usar condón al mantener relaciones sexuales.
- Evitar los aerosoles y fragancias de higiene femenina.
- Utilizar ropa interior de algodón, evitando la seda o nailon.
 

¿Cómo es el tratamiento?

Cuando una paciente presenta síntomas leves o moderados, y las infecciones son poco frecuentes, existen dos tipos de tratamientos: 

  • Medicación antimicótica: se suele administrar durante tres a siete días. Puede ser en crema, comprimidos o supositorios e incluyen, generalmente, miconazol y terconazol.
  •  Dosis oral única de miconazol. 

Sin embargo, si los síntomas son más graves o la infección se repite una y otra vez en un plazo menor de dos meses, existen otras vías: 

  • Terapia resistente a los azoles: el especialista puede indicar ácido bórico, que es una cápsula que se inserta en la vagina. 
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar sus preferencias AQUI.