Pezones invertidos

Dr. Ferran Solà Barri -

Publicado el: 13/11/2012

 

Índice

  1. ¿Qué es la cirugía de pezones invertidos?
  2. ¿Por qué se realiza la operación?
  3. ¿En qué consiste la operación?
  4. Preparación antes de la intervención
  5. Cuidados tras la intervención de pezones invertidos

 

¿Qué es la cirugía de pezones invertidos?

La cirugía de corrección de los pezones invertidos, también conocidos como pezones planos o pezones umbilicados, se encarga de situarlos en la posición natural, sobresalidos hacia delante en lugar de retraídos. Se trata de una operación simple de corta duración que consiste en seccionar de forma parcial o total los conductos galatóforos, y puede realizarse bajo anestesia local. 

En algunos casos más complicados la intervención supondrá seccionar todos los conductos, por lo que puede impedir la lactancia materna en un futuro.

 

¿Por qué se realiza la operación?

Algunas mujeres tienen una proyección del pezón anómala, en la que éste no se proyecta hacia afuera. Esta malformación se evidencia después de la pubertad y aunque no tiene por qué ser un problema de salud, muchas mujeres quieren solucionar esta malformación que les influye en su autoestima y confianza. Aunque afecta sobre todo a mujeres, los hombres también pueden presentar pezones invertidos o retraídos.

Existen distintos grados de gravedad de esta malformación: puede ser que el pezón se invierta sólo ocasionalmente, o que realmente se encuentre introducido en el interior de la mama debido a que los filamentos musculares encargados de mantenerlo en su posición correcta no existan o sean demasiado cortos.

 

Es conveniente evitar el ejercicio físico
hasta 10 días tras la operación de pezones invertidos

¿En qué consiste la operación?

El procedimiento de corrección quirúrgica, para casos leves, consiste en la realización de una incisión alrededor de la base del pezón umbilicado, proyectándolo hacia fuera y separándolo de los filamentos musculares. Normalmente se deja que el pezón sobresalga unos 6-8 mm, según cada caso.

Mientras que en los casos más graves de esta anomalía, se requerirá de forma inevitable la eliminación de los conductos mamarios que permiten el paso de la leche en época de lactancia, por lo que la paciente deberá tenerlo en cuenta a la hora de decidir si se practica esta intervención.

 

Preparación antes de la intervención

Antes de la cirugía es necesario realizar un estudio de la mama para descartar que exista cualquier alteración maligna en la mama. Según las características de salud del paciente, el profesional cirujano puede requerir algún chequeo médico antes de la intervención. 

 

Cuidados tras la intervención de pezones invertidos

En la mayoría de casos la paciente puede volver a su rutina normal inmediatamente después de la operación. Solo deberá evitar el ejercicio físico hasta 10 días después de la operación.

Asimismo, es habitual que la paciente muestre molestias como dolor localizado, cambios de sensibilidad o inflamación, que remitirán transcurridos unos días. También es posible desarrollar una infección en la zona de las incisiones o problemas de cicatrización. 

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar sus preferencias AQUI.