¿Cómo afecta una mascota en el bienestar emocional?

Escrito por: Begoña Fernández Seco
Publicado:
Editado por: David Moore Trias

Cada vez son más los estudios que confirman del poder beneficioso que tiene vivir con una mascota en nuestra salud. Esto es así porque el vínculo afectivo que se crea, nos proporciona grandes beneficios en nuestra percepción de bienestar.

 

Las mascotas, ¿cómo nos proporcionan estos beneficios?

En primer lugar, disminuyen la sintomatología depresiva al aumentar el estado de ánimo. También disminuye la sintomatología ansiosa. Solamente por el hecho de tener a alguien a quien cuidar y que depende de nosotros, hace que centremos la atención en el animal y su cuidado y que por tanto estemos más alejados de pensamientos negativos, obsesivos o de los procesos auto atencionales: estar vigilándonos para ver cómo estamos. Cuanto más pendientes estemos de nosotros, más vamos a notar la ansiedad, y los pensamientos automáticos negativos se dispararán con más facilidad.

 

Las mascotas nos transmiten su amor incondicional.

 

 

Por otro lado, la sola interacción positiva con los animales, hace que disminuya la presión arterial según indican varios estudios. ¿Y por qué esto es así? Porque, entre otras cosas, generamos más dopamina (hormona relacionada con la sensación de felicidad) y, por ende, disminuya la segregación de otras hormonas que producen el efecto contrario, es decir, elevar el nivel de estrés.

 

Asimismo, ayuda a mitigar la soledad. Esto es así por dos razones: por una parte, la sola compañía de nuestra mascota, hace alejarnos del sentimiento de soledad. Nos sentimos acompañados y que están pendientes de nosotros a todas horas. Y, por otro lado, en el caso de los perros, nos obliga a estar más activos, pues éste requiere paseos, ejercicio, que puede llevarnos a sociabilizar con otros dueños de perros.

 

Finalmente, los animales nos transmiten su amor hacia nosotros. Esto actúa de manera recíproca, también de nosotros hacia ellos. Esta interacción de una emoción tan positiva como es el amor, más en este caso del amor incondicional, repercute directamente el nuestro estado de ánimo. También hace que demos un sentido nuevo a la vida: cuidar de alguien que depende de nosotros.

Por Begoña Fernández Seco
Psicología

La psicóloga Begoña Fernández Seco es una destacada especialista en Psicoterapia. Cuenta con el Premio Dr. Gómez Ulla a la Excelencia Sanitaria otorgado por el Instituto para la Excelencia Profesional en el año 2019. En el año 2017 obtuvo la acreditación como Psicólogo Europeo Especialista en Psicoterapia por la Federación Europea de Psicólogos (EFPA). La orientación psicológica con la que trabaja es la terapia cognitivo-conductual, la terapia de Aceptación y compromiso y la psicología positiva.

Es directora del centro que lleva su nombre, el Centro de Psicología Begoña Fernández, en el barrio de Malasaña, que abrió sus puertas en 2005,  y en el que realiza terapias individuales y de pareja con población adulta, adolescente y personas mayores; evaluación, diagnóstico y tratamiento de todo tipo de trastornos psicológicos, y aplicación de técnicas de mejora del bienestar.

Con más de 15 años de experiencia, esta psicóloga está en continuo proceso de formación y reciclaje con el fin de dar el mejor servicio al paciente.

También realiza consultas en inglés. 

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..