Ecografía ocular

¿Qué es la ecografía ocular?

Una ecografía ocular es una prueba que se realiza para observar la zona de los ojos, su tamaño y estructura y descartar posibles anomalías o patologías. Existen dos tipos de ecografía ocular:

  • Unidimensional: el paciente se sienta en una silla, coloca la barbilla sobre una superficie de apoyo y mira hacia adelante. Se le coloca una sonda contra la parte frontal del ojo y una copa llena de líquido contra este.

 

  • Bidimensional: el paciente se encuentra sentado y el especialista puede solicitarle que mire en varias direcciones con los ojos cerrados. Se aplica un gel sobre la piel de los párpados y, posteriormente, se coloca la sonda de la ecografía bidimensional suavemente contra los párpados.

¿En qué consiste?

Es un método diagnóstico que se realiza en el consultorio del especialista en Oftalmología y en el cual se insensibiliza el ojo mediante unas gotas anestésicas para poder colocar el transductor de ultrasonido contra la superficie frontal del ojo. En la ecografía se utilizan ondas sonoras de alta frecuencia que viajan a través del ojo y los reflejos de dichas ondas formando una imagen de la estructura ocular. Se desarrolla mediante unos 15 minutos aproximadamente.

¿Por qué se realiza?

Los pacientes que sufren cataratas u otras patologías oculares pueden ser buenos candidatos para someterse a una ecografía ocular para evaluar el estado del ojo. Una ecografía bidimensional mide el ojo para determinar la potencia apropiada de un implante de lente antes de una cirugía de cataratas, además de examinar la parte interna del ojo o el espacio que se encuentra detrás de este. El examen puede diagnosticar patologías como un desprendimiento de retina, tumores y otros trastornos oculares.

Una ecografía ocular es un método diagnóstico que se realiza para descartar patologías en los ojos

Preparación para la ecografía ocular

Una ecografía ocular es una prueba diagnóstica que no precisa de una preparación previa por parte del paciente. Este acude a consulta y el especialista realiza el examen en unos 15 minutos. Posteriormente el paciente puede volver a sus actividades cotidianas con total normalidad.

¿Qué se siente durante el examen?

El primer paso antes de la realización de la ecografía ocular es anestesiar el ojo, por lo que el paciente no siente nada durante el examen. El gel empleado permite que el especialista pueda realizar la prueba sin que el paciente sienta ninguna molestia, por lo que no se trata de un método doloroso.

Posteriormente el ojo retomará su sensibilidad pasados unos 15 minutos tras la aplicación del gel anestésico. Y, del mismo modo, el paciente no sentirá ninguna molestia, aunque es importante que este no frote el ojo para evitar rayar la córnea.

Significado de resultados anormales

Una ecografía ocular puede mostrar la existencia de patologías y lesiones oculares como:

  • Sangrado en el vítreo que llena la parte posterior del ojo, patología conocida como hemorragia vítrea.
  • Cáncer de retina
  • Daño o lesiones tisulares en la cavidad ósea que rodea y protege el ojo
  • Cuerpos extraños
  • Separación de la retina de la parte posterior del ojo, también conocido como desprendimiento de retina
  • Hinchazón o inflamación
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..