Dieta para niños

¿Qué es la dieta para niños?

La nutrición infantil debe ser un aspecto a trabajar tanto por parte de la familia como por parte de las autoridades sanitarias y la escuela. Es importante dar a conocer al niño la importancia de unos buenos hábitos alimenticios para su correcto desarrollo físico e intelectual, e instaurarle unas costumbres alimenticias adecuadas.

¿Por qué se realiza?

Las dietas infantiles se hacen con la finalidad de aportar una alimentación adecuada para la edad infantil. Si la alimentación infantil no es la adecuada, el niño podría desarrollar determinadas enfermedades cardiovasculares, o sufrir problemas de sobrepeso y obesidad.

 

¿En qué consiste?

Una dieta para niños debe ser equilibrada, repartiendo los alimentos en cinco comidas diarias y siguiendo estas premisas: que presente productos frescos y variados a diario (legumbres, leche, carne…), que incluya la ingesta de cinco frutas y verduras al día, que predominen los cereales y harinas integrales en vez de los refinados, no abusar de los fritos y cocinar siempre que se pueda al vapor o a la plancha, evitar la llamada “comidas basura” y precocinada, y controlar el consumo de bebidas azucaradas y golosinas.

Preparación para la dieta infantil y cuidados

Para que un niño pueda seguir una buena dieta hay que hacerlos conscientes de la importancia que tienen los buenos hábitos alimentarios en la salud, por lo que hay que explicarles lo que puede comportar no tener esos buenos hábitos. También hay que acostumbrar a los niños a realizar actividad física de forma habitual, complementando así la dieta y ayudando a evitar los problemas derivados de la mala alimentación.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..