Desintoxicación Benzodiacepina

¿Qué es el tratamiento de desintoxicación de benzodiacepinas?

El tratamiento de desintoxicación de benzodiacepinas es un proceso complicado que implica la retirada del medicamento de forma progresiva.

Suele prolongarse en el tiempo dado los graves síntomas de abstinencia que provoca.

La benzodiacepina es un tranquilizante que disminuye la excitación neuronal con un efecto ansiolítico, hipnótico y relajante muscular.

¿Cómo funciona?

Para evitar el síndrome de abstinencia, el primer paso a dar es la deshabituación de las benzodiacepinas. Consiste en retirar el consumo progresivamente, de forma muy lenta y supervisando los efectos de la retirada.

En una primera fase se retira la mitad del consumo de benzodiacepinas y en una segunda se hace de forma progresiva.

¿Qué riesgos presenta?

El principal riesgo para la salud deriva del propio síndrome de abstinencia. No siempre aparece el síndrome de abstinencia, ya que en determinadas personas no se manifiesta.

Sin embargo, en aquellas en las que sí lo hace el paciente experimenta ansiedad, agitación e irritabilidad, pérdida de apetito, insomnio, náuseas y vómitos, entre otros.

El abandono de las benzodiacepinas conlleva un riesgo para la salud muy importante, así como la aparición del síndrome de abstinencia que mencionábamos.

Por ese motivo, es fundamental que el proceso este monitorizado y controlado por profesionales médicos.

¿Qué debe incluir el tratamiento?

Además del seguimiento y control necesario para valorar los efectos de la deshabituación, es importante también contar con la más avanzada farmacología y técnicas de psicoterapia.

Con todo ello, será posible combatir las modificaciones neuronales causadas por el consumo prolongado de benzodiacepina.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..