Diagnóstico de imagen en enfermedades cardíacas

Escrito por: Dr. Guillem Pons Lladó
Publicado:
Editado por: Top Doctors®

El doctor Pons Lladó escribe sobre la función del diagnóstico mediante imagen en enfermedades coronarias. A su vez aporta información sobre los pacientes que pueden beneficiarse de dichas técnicas.

 

¿Qué valor tienen las técnicas de diagnóstico de imagen en enfermedades coronarias

Las técnicas de imagen no invasivas las llamamos así porque son no incruentas, no requieren introducción de sondas o catéteres para su aplicación, son variadas en cardiología. Por referirnos a las más innovadoras hablaríamos de la cardioresonancia magnética o CRM y la cardiotomografía computerizada, por medio de escáner multidetector. Este es un nombre largo al que nosotros genéricamente nos referimos como DMD, diagnóstico por multidetectores. Ambas fueron introducidas o se han desarrollado a lo largo de los años 2000 y la verdad es que su utilidad cada vez es mayor puesto que de hecho, y por centrarnos en la enfermedad arterial coronaria, su aplicación o su utilidad es complementaria, es decir, por un lado el DMD, el escáner de coronarias, lo que nos ofrece es una información muy exacta y con gran detalle de las propias arterias coronarias que es donde subyace la enfermedad pudiendo detectar la presencia de obstrucciones en dichos vasos o incluso determinar la cuantía de esas obstrucciones. Eso es fundamental en el estudio de la enfermedad coronaria pero no lo es todo, ahí es donde se encuentra el valor de la otra técnica, la CRM o resonancia cardíaca, puesto que es la que nos dice los efectos que sobre el corazón, sobre el músculo cardíaco, pueden haber tenido esas lesiones coronarias, no tan solo eso sino anticiparnos al desarrollo de futuras lesiones y ver el grado de afectación del corazón y su potencial a causa de las lesiones coronarias.

La resonancia cardíaca indica los efectos de una lesión coronaria
 

 

¿Qué pacientes pueden beneficiarse de dichas técnicas?

Ciertamente el paciente con síndrome coronario agudo, es decir un cuadro agudo de probable origen coronario, lo que debe hacer es acudir a un centro sanitario para entrar en los protocolos de manejo y de tratamiento de estos cuadros y no es un candidato a estas técnicas. Estamos hablando más bien del paciente del cual su cardiólogo sospecha que existe enfermedad coronaria, o bien por sus síntomas o bien por el perfil de riesgo elevado que tiene. Este tipo de pacientes son tributarios, a nuestro juicio, de un estudio DMD para determinar si existe o no enfermedad coronaria y en el caso de que exista cuantificar el grado de esas lesiones. Eso está reconocido, cada vez más, por las guías de práctica clínica de las sociedades científicas. El papel de la cardioresonancia, por eso decimos que es complementaria, es el de estudiar a aquellos pacientes con enfermedad coronaria manifiesta, sea por que se ha detectado en un estudio DMD o por que han presentado un infarto o son portadores de stents, para determinar el alcance de la enfermedad en un momento determinado y para establecer, por tanto, su pronóstico con toda fiabilidad.

 

¿Cómo influirá el resultado de las pruebas en el tratamiento del paciente?

El tratamiento de las enfermedades coronarias puede ser tratamiento médico, por supuesto, y tratamiento intervencionista, sea por medio de implantación de stents percutáneamente o por medio de vascularización quirúrgica. El papel de estas técnicas es relevante en cada uno de estos casos. Si el escáner lo que nos ofrece es un mapa de carreteras donde vemos que hay bloqueos en alguna de las dudas, nos indica exactamente el lugar donde interesa abrirse paso o bien dar un rodeo, y ese sería el símil de la intervención percutánea o del bypass. La resonancia es también muy importante porque quizá un paciente que ha tenido una obstrucción en un vaso no vale la pena abrirse paso en él puesto que el tejido del músculo dependiente de esa vía es una cicatriz, porque ha sufrido un infarto, y en este caso no es necesaria la intervención. En otro caso, cuando el músculo cardíaco está deficitario lo demostramos con el estudio de resonancia, es cuando interesa esa intervención. En cualquier caso quiero hacer constar que la decisión en este sentido compete al cardiólogo clínico que es quien tiene todos los datos incluidos los resultados del DMD y de la resonancia para sentar una indicación quirúrgica o no.

Por Dr. Guillem Pons Lladó
Cardiología

Es Doctor en Medicina y Especialista en Cardiología con una larga trayectoria profesional. Es experto en Diagnóstico por Imagen No Invasiva, incluyendo Ecocardiografía, Cardio-Resonancia Magnética y Cardio-Tomografía Computarizada, siendo en la actualidad Director de las Unidades de Imagen Cardiaca del Hospital de Sant Pau y de Cardiodiagnosis-Clínica Creu Blanca, de Barcelona.. Su intensa actividad docente y de investigación en este campo le convierten actualmente en un referente nacional.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.