Cirugía de la hernia inguinal

Escrito por: Dr. César Ginestà Martí
Publicado: | Actualizado: 09/07/2018
Editado por: Top Doctors®

 

¿Qué es la hernia inguinal?

Una hernia es una debilidad de la pared abdominal a través de la cual el contenido de la barriga puede aparecer en forma de bulto. Lo que aparece normalmente es la grasa o el intestino y es por eso que alguna vez se puede llegar a complicar y aparecen las estrangulaciones de las hernias. Para evitar estas complicaciones todas las hernias que se diagnostican deben ser operadas. La zona más frecuente de aparición de hernias es la zona inguinal y de ahí son las hernias inguinales.

 

¿Cuáles son las posibles causas de su aparición?

La aparición de las hernias tienen múltiples causas pero la más general es que los esfuerzos repetidos, el aumento de presión dentro de la barriga, acaba forzando estas zonas más débiles de la pared abdominal y es por donde acaban apareciendo estos bultos que son las hernias.

La cirugía es el tratamiento más indicado para las personas diagnosticadas de hernia inguinal.

 

¿Cuándo hay que operar a los pacientes y qué tipo de cirugía hay?

Para todos los pacientes que han sido diagnosticados de una hernia el único tratamiento que es efectivo es la cirugía. Hay dos tipos de cirugía. La clásica, que es la técnica abierta, que habitualmente se hace con mallas, con la técnica del Lietchtenstein. Consiste en abrir la piel y la aponeurosis del músculo y en esta zona se coloca una prótesis, que son mallas actualmente, que le da más consistencia a la zona de la hernia para evitar vuelva a producirse. 

 

Otro tipo de técnicas son las técnicas mínimamente invasivas, o técnica laparoscópica. Actualmente la técnica pre-peritoneal laparoscópica lo que nos permite es llegar a la zona de la hernia desde la zona posterior separamos el pre-peritoneo y en esta zona colocamos la prótesis y damos más consistencia a la zona debilitada de la pared abdominal, que es la zona de la hernia. Así evitamos que el contenido intestinal y abdominal puedan llegar a atravesar esta zona con sus complicaciones como puede ser la estrangulación.

 

¿Cuáles son las últimas novedades en cuanto a prótesis?

Para evitar el desplazamiento de las mallas, habitualmente la técnica que se utiliza es hacer un punto, una sutura, con que se ancla la malla a la aponeurosis, al ligamento, para evitar que esta se pueda llegar a mover. Estos puntos tienen el riesgo de que en algún caso pueda atrapar algún nervio, con dolores post-operatorios, o que pueda llegar a producir algún tipo de hemorragia muscular o incluso algún tipo de lesión vascular. 

 

Uno de los últimos avances que ha aparecido son mallas que se fijan sin necesidad de puntos. Su mecanismo es similar al del velcro. Son unos microganchos que lo que hacen es adherirse al tejido muscular y evitar el desplazamiento de la malla. Son mallas que se conocen como de bajo peso porque parte de la malla es reabsorbible y normalmente, pasado un tiempo, estos ganchos y parte de la malla han desaparecido evitando así intolerancias de la propia prótesis.

Por Dr. César Ginestà Martí
Cirugía general

El doctor Cesar Ginestà Martí es especialista en Cirugía General y del Aparato Digestivo. Es experto en Cirugía laparoscópica, cirugía de colon y de vesícula biliar. En la actualidad forma parte del equipo de Assistència Quirúrgica de Barcelona.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.