¿Qué es y para qué sirve un lifting de pestañas?

El lifting de pestañas es uno de los tratamientos estéticos más demandados en la actualidad. Con un efecto duradero, asegura resultados y permite olvidar las molestas pestañas postizas. Este tratamiento da expresión a la mirada, especialmente en aquellas personas que acuden a las clínicas estéticas con unas pestañas cortas y con poca densidad.

¿En qué consiste el lifting de pestañas?

Entre los trucos de belleza de hoy en día, la forma, longitud y densidad de las pestañas cobran especial importancia para las mujeres. El lifting de pestañas, con un efecto duradero, permite olvidar las molestas pestañas postizas o de alargamiento de pestañas.

Nuestros expertos del Centro FEMM en Madrid, comentan que el lifting de pestañas es un tratamiento indoloro y que supone un ahorro de tiempo y dinero, ya que es más económico que la aplicación de pestañas sueltas. Aunque es un tratamiento similar al de la permanente de pestañas, al erguirse las pestañas desde la base, éstas parecerán mucho más largas. Además, el lifting consigue que las pestañas se alisen, se estiren y se levanten con mucha suavidad. Es una solución rápida que reemplaza la búsqueda de la máscara de pestañas perfecta y te ayuda a obtener la largura y el volumen deseados.

Así, el lifting de pestañas es el tratamiento ideal para elevar y acentuar la curvatura de las pestañas de manera natural, proporcionando una mirada más sensual y sofisticada.

El precio de este tratamiento en el FEMM de Cirugía y Medicina Estética es de alrededor de 40 euros.

¿Cómo luce el lifting de pestañas?

Los resultados del lifting de pestañas hablan por sí solos. El antes y el después de los pacientes que se someten a este tratamiento llama la atención por el efecto XL que obtienen las pestañas.  En las siguientes 48 horas se recomienda no mojar ni humedecer la zona ni utilizar productos oleosos.

Lifting-de-Pestañas_2017-300x300
Ejemplo real de lifting de pestañas realizado en FEMM

¿Cuáles son las ventajas del lifting de pestañas?

En primer lugar, se trata de un tratamiento más económico que las técnicas habituales. Además, el lifting de pestañas no necesita ni rulo ni pegamento para conseguir el efecto lifting, por lo que no agrede las pestañas y permite lucir un rizado natural durante seis semanas.

A su vez, existe un complemento que permite intensificar la mirada y oscurecer las pestañas sin la necesidad de utilizar una máscara de pestañas, llamado tinte de pestañas.

El tratamiento de tinte tiene un coste de 12 euros.

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of