Prevención del fracaso escolar y problemas en el aprendizaje

Escrito por: Dra. Inmaculada Escamilla Canales
Publicado:
Editado por: Top Doctors®

¿Cuál es el origen del fracaso escolar y de los problemas de aprendizaje?

Las causas del fracaso escolar son múltiples, además en la mayoría de los casos se dan de forma conjunta múltiples causas, más de una. Cuando un niño empieza a ir mal en el colegio caben dos opciones: o el niño bien se retrae, por un carácter más inhibido, empieza a abandonar, descuida sus responsabilidades y como se suele decir tira la toalla y podemos entrar en un cuadro de ánimo bajo y de humor depresivo. Luego, otros niños, más extrovertidos, más reivindicativos, más justicieros como podemos decir, lo que pueden hacer es tratar de infringir normas, de reclamar la atención y buscar la aceptación por parte de otros ya que por los profesores, por sus padres o su familia no lo encuentran y pueden implicarse entonces en otras conductas de riesgo que son más frecuentes en esos grupos en los que ellos se encuentran aceptados y acogidos. Y este tipo de cosas lo que genera a la vez son problemas en la familia, fisuras entre la propia pareja.

¿Qué tipos de fracaso escolar existen?

Una de las causas más frecuentes del fracaso escolar es el Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad, que sabemos que tiene una prevalencia del 7% en la población escolar y entrando ya en la adolescencia podemos encontrarnos hasta un 4%. Sin embargo tenemos que tener en cuenta que no todos los trastornos por déficit de atención con hiperactividad o TDAH son iguales. Y ahí es donde está la importancia de que lo vea un especialista que haga un buen diagnóstico diferencial y plantee a cada niño su tratamiento de forma individual y personalizada. Hay niños con problemas en organizarse, en planificarse, hay niños con problemas de conducta o hay niños con problemas en entender lo que se les pide. Y otras veces hay niños, que se distraen sin más. Fijaros que os acabo de contar cuatro espectros de TDAH y podríamos seguir contando muchos más. Cada uno de ellos tiene diferentes tratamientos y por eso se requiere de una evaluación multidisciplinar. Igual que he hablado del TDAH podría hablar de trastornos del espectro autista, niños que tienen dificultad en comprender metáforas, dobles intenciones, que tienden a la literalidad, problemas evidentemente de humor, de ansiedad, problemas médicos como problemas endocrinos, o bien problemas de nutrición, de anemia por ejemplo, todo eso lo tenemos que descartar.

¿Cómo podemos prevenir el fracaso escolar? ¿Podemos frenarlo si ya es un hecho?

El fracaso escolar se puede intervenir desde diferentes planos. En primer lugar se puede actuar, evidentemente, a nivel de prevención y para ello es bueno que los niños conozcan estrategias de aprendizaje, lo que llamamos técnicas de estudio. Para que hagan un estudio eficiente, aprender a memorizar y este tipo de muletillas que con el tiempo van a venir dando problemas. Otra forma de prevenirlo es, evidentemente, en la escuela. Dependiendo de cómo se forme, el sistema que tenga el colegio, fundamentalmente de la motivación, del refuerzo positivo que se haga a los niños. Y también en la familia. En la familia teniendo un orden, una estructura, una serie de rutinas de tal manera que la actividad que se vaya a hacer sea siempre predecible, que haya siempre una persona de referencia en casa. Todo eso ayuda a que no se den estos casos o que haya menos dificultades en el aprendizaje. Y luego ya, cuando se han dado los problemas o hay el fracaso, evidentemente hay que hacer un tratamiento dependiendo de lo que esté provocando este tema, o bien un tratamiento farmacológico o un tratamiento psicoterapéutico o un tratamiento más tipo psicopedagógico, o bien conductual o bien con la familia, pero eso hay que valorarlo de forma individual y personalizada con cada niño y a través de un equipo multidisciplinar.

Por Dra. Inmaculada Escamilla Canales
Psiquiatría Infantil y Adolescente

La Dra. Escamilla es una experta psiquiatra infantil con reconocimiento a nivel nacional e internacional. Es Doctora en Neurociencias por la Universidad de Navarra donde imparte clases como profesora asociada. En el año 2009 fue galardonada con el prestigioso premio Fellowship Donald Cohen de la European Society Child and Adolescent Psychiatry.

Acumula más 15 años de experiencia como psiquiatra infantil- juvenil, a lo largo de los cuales se ha especialidad en enfermedad bipolar pediátrica y en el TDAH del niño y adolescente.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes