Neurorradiología intervencionista, la solución a malformaciones vasculares y arterio-venosas

Escrito por: Dr.Prof. Alfredo Casasco
Publicado: | Actualizado: 14/06/2018
Editado por: Top Doctors®

La neurorradiología intervencionista tiene su base en la realización de tratamientos mínimamente invasivos en el cerebro o en la médula a través de cateterismos. Esta especialidad médica, se centra principalmente en dos grupos de patologías. Por un lado, las malformaciones vasculares, como los aneurismas y las malformaciones arterio-venosas; y por otro las embolias o trombosis cerebrales.

 

¿Cómo afectan a las personas las malformaciones vasculares?

Dentro de este tipo de malformaciones, la más común es el aneurisma cerebral. Se trata de un defecto de nacimiento en la pared de la arteria, más concretamente, consiste en la ausencia de una de las tres capas que debería tener la pared arterial. Así, el impacto de la sangre contra esta zona de debilidad, hace que se forme una bolsa de sangre llamada aneurisma.

El principal problema es que normalmente esta patología no se descubre hasta que la bolsa se rompe (hemorragia o derrame cerebral) y, en ese momento, las consecuencias ya son muy graves. Y es que la mitad de los pacientes que tienen un sangrado provocado por un aneurisma mueren antes de llegar al centro hospitalario, mientras que de la otra mitad, solo el 50% puede recuperar su vida normal.

Malformaciones vasculares: ¿cómo se evita un aneurisma? ¿Cuál es su tratamiento?

La clave consiste en detectar el aneurisma antes de que sangre. Para ello se debe realizar una resonancia magnética con una angioresonancia, detectándose de esta forma el 95% de los aneurismas.

En el caso de descubrir el aneurisma, su oclusión y curación se realiza con técnicas endovasculares, menos invasivas y con menos riesgos que las técnicas neuroquirúrgicas tradicionales, ya que ofrecen una mayor calidad de vida.

Así, para tratarlo, se realiza una punción en la pierna para realizar un cateterismo en la arteria femoral, pudiendo de esta forma navegar por las arterias hasta alcanzar el aneurisma. Una vez en la bolsa de sangre, se llenan con espiras de platino para poder sellarla y evitar que entre sangre. Si el cuello del aneurisma es muy ancho, se colocan las espiras dentro, pero también se colocan stents (prótesis endovasculares) para asegurar la estabilidad de las espiras y para inducir la formación de una nueva pared frente al aneurisma.

 

Malformaciones arterio-venosas

Consiste en un defecto en la formación de los vasos del cerebro o de la médula que altera la comunicación entre arterias y venas. Esto provoca fallos en la oxigenación cerebral, pudiendo llegar a producir epilepsia o incluso alterar las funciones cerebrales. En el caso de la médula, puede producir pérdidas de fuerza o de sensibilidad tanto en brazos como piernas. No obstante, lo que cabe destacar principalmente es que estos vasos malformados pueden romperse espontáneamente, produciendo un sangrado cerebral o medular.

Cuando se comprueba que realmente se trata de una malformación, la intervención es muy similar a la de las malformaciones vasculares. Se navega por las arterias hasta alcanzar la malformación, y una vez allí, se tapan las comunicaciones anormales entre arterias y venas con sustancias líquidas que, al entrar en contacto con la sangre, se vuelven sólidas.

 

La neurroradiología intervencionista en España

Dentro del campo de la neurroradiología intervencionista, en España contamos con el Servicio de Terapéutica Endovascular y Percutánea del Hospital Nuestra Señora del Rosario de Madrid, formado por los doctores Leopoldo Guimaraens y Jacques Theron, además de mí mismo.

El origen de este equipo se remonta a los años 80, cuando conocí al Dr. Theron Mientras, el Dr. Guimaraens trabajaba en París, donde nos conocimos. Guimaraens volvió a España, estableciéndose como Jefe de Neuroangiografía Diagnóstica y Terapéutica del Hospital General de Cataluña, donde gracias a la colaboración del Dr. Theron se desarrolló por primera vez en España la primera Angioplastia Carotídea con Protección Cerebral y colocación de prótesis endovasculares. Por mi parte, seguía trabajando en París, donde me había especializado en el tratamiento de malformaciones vasculares, cerebrales y medulares, por lo que dedidimos unirnos y crear un nuevo equipo de neurorradiología intervencionista, codirigiendo desde el año 2000 el Servicio de Terapéutica Endovascular y Percutánea del Hospital Nuestra Señora del Rosario de Madrid.

Por Dr.Prof. Alfredo Casasco
Neurorradiología Intervencionista

El Dr. Casasco es pionero en el tratamiento endovascular de aneurismas cerebrales y malformaciones vasculares cerebrales, maxilofaciales y medulares. Ha realizado la puesta a punto de técnicas de tratamiento por punción percutánea combinadas con cirugía de malformaciones vasculares maxilofaciales. El doctor es reconocido internacionalmente como uno de los mayores especialistas en el tratamiento de la patología vascular malformativa raquimedular y cerebral del adulto y del niño. 

En 1992, desarrolló las técnicas de microcateterismo retrógrado de venas piales en el tratamiento de malformaciones vasculares cerebrales, así como las de los tratamientos de desvascularización de tumores maxilofaciales e intracerebrales por punción directa percutánea.

Ha desarrollado y publicado las técnicas de tratamiento de fístulas arteriovenosas medulares por punción directa y cateterismo retrógrado.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.