Conoce la clave del éxito de la cirugía ortognática

Escrito por: Dr. César Colmenero Ruiz
Publicado: | Actualizado: 20/04/2018
Editado por: Anna Raventós Rodríguez

La cirugía ortognática, inicialmente dirigida al tratamiento de las alteraciones graves de la oclusión dentaria, ha expandido sus indicaciones en los últimos años.

 

Aparte de conseguir una perfecta armonia en las relaciones intermaxilares, se aplica actualmente para mejorar el estado funcional, especialmente el respiratorio. Es la técnica quirúrgica con mejor resultado en el tratamiento quirúrgico del síndrome de apnea del sueño, alteraciones masticatorias y fonatorias (especialmente en pacientes con mordida abierta); mejora de la función de la articulación temporomandibular y de las estructuras de soporte dental.

 

Asimismo, una motivación muy importante es la mejora estética que supone en el impacto global de la cara. De hecho, cada vez acuden más pacientes a la consulta con una motivación fundamentalmente estética, especialmente de cirugía estética del esqueleto facial, siendo la cirugía ortognática la cirugía estética de la cara con más alta predictibilidad y mayor porcentaje de buenos resultados.

 

 

El rango de aplicación de la cirugía ortognática se expande también en el tratamiento de las secuelas de labio leporino y paladar hendido, así como secuelas de fracturas faciales (en ambos casos las combinamos siempre con procedimientos de mejora estética, como rinoplastia); además, tal y como ya hemos comentado, es el tratamiento quirúrgico que mejora el patrón respiratorio de las vías aéreas que supera con mucho a la septoplastia y/o cornetes. Siendo el tratamiento quirúrgico el que mejores resultados objetivos cumple en el SAOS.

 

En qué consiste la Cirugía Ortognática

Inicialmente, la cirugía ortognática precisa de un periodo de ortodoncia preoperatoria que oscila entre 9 y 12 meses. Este periodo en determinados pacientes se acorta o incluso se elimina dejando la ortodoncia para después.

 

La cirugía es técnicamente fácil, combinando fracturas en los maxilares para optimizar el resultado. La duración oscila entre 1 y 2 horas y media, y se realiza bajo anestesia general. Los pacientes de Madrid están 24 horas y los de fuera se derivan a su domicilio a las 48-72 horas.

 

La clave del éxito de esta cirugía está en la planificación. Ésta se realiza por medio de un TAC de baja radiación, el CBCT, junto con la superposición de fotografías 2D y 3D, y el uso de un software nos permite realizar planificaciones virtuales para obtener el mejor resultado funcional, dental, respiratorio, articular y estético.

 

La clave del éxito de la cirugía ortognática está en la planificación

 

Esta técnica nos permite realizar férulas quirúrgicas con un exactitud altísima, y en casos complejos realizar réplicas en modelos de metacrilato -resina para realizar la cirugía en zonas y utilizar férulas quirúrgicas y placas de osteosíntesis de titanio preformadas de forma muy individualizada para el paciente mejorando la exactitud de los resultados.

 

Postoperatorio y resultados de cirugía ortognática

El postoperatorio de la cirugía ortognática es compleja y precisa de soporte tanto físico y como funcional. Durante la hospitalización y postoperatorio inmediato se espera inflamación y discontorno alrededor de los maxilares, labio y nariz; esto es importante en los 1º-4º días.

 

Los pacientes precisan medidas higiénicas y alimentarias específicas incluso en el mejor de los casos; además, existen limitaciones en la actividad física, en el habla y en la comunicación. Los pacientes y familiares deben tener información individualizada incluso de las potenciales complicaciones y también de un postoperatorio normal. Durante esta fase vemos a los pacientes mínimo 1 vez a la semana para valorar evolución y dar soporte emocional.

 

El postoperatorio de la cirugía ortognática es compleja y precisa de soporte tanto físico y como funcional. 

 

La mayoría de los pacientes regresan a su actividad habitual a las 3- 4 semanas y se espera que exista una cicatrización, curación completa a las 8 semanas.

 

El resultado de esta cirugía es altamente predecible y duradero durante el resto de la vida, en la mayoría de los casos. Sobre un 95% de los pacientes están contentos o muy contentos; la mejora en la apariencia física es importante, así como el patrón respiratorio y oclusal. El 90% de los pacientes a los dos años dicen que mejoran su autoestima de forma significativa.

Por Dr. César Colmenero Ruiz
Cirugía Oral y Maxilofacial

Destacado especialista en Cirugía Oral y Maxilofacial y Otorrinolaringología, el Dr. Colmenero Ruiz es experto en cirugía ortognática, cirugía estética, rinoplastia, secuelas y traumatismos (2as cirugías), tumores de la base del cráneo e implantología compleja. Es Director de la Clínica Colmenero, y cirujano en el Hospital Ruber Internacional. Ha publicado más de 20 publicaciones en revistas internacionales y es dictante de múltiples cursos, ponencias y conferencias. El doctor es miembro de la Sociedad Española de Cirugía Oral y Maxilofacial y de la European Board Oral and Maxillofacial Surgery.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.