Me duelen los párpados y me lloran los ojos, ¿sufro blefaritis?

Escrito por: Dr. Emili Ayats Padrosa
Publicado: | Actualizado: 16/07/2018
Editado por: Patricia Fernández Ramos

La blefaritis es una inflamación e infección que se da en el extremo del párpado, siendo la causa más frecuente de molestias e irritación ocular, algo común pero que puede ser tratado.

 

Qué es y que causa la blefaritis

La blefaritis se trata de una infección en el borde de los párpados, que causa inflamación, irritación y enrojecimiento. Esta infección no es contagiosa. La blefaritis anterior afecta a la parte externa del párpado, donde se encuentran las pestañas. En cambio, la blefaritis posterior afecta a la parte interna donde están las glándulas sebáceas de Meibonio, taponándolas y creando orzuelos.

Las causas de la blefaritis pueden ser diversas:

  • Infección bacteriana en el párpado
  • Trastorno funcional de la glándula sebácea de Meibonio
  • Sequedad ocular
  • Infección micótica del párpado
  • Infección por parásitos

 

Síntomas de la blefaritis

Lo más habitual en la blefaritis es notar dolor en el párpado, así como verlo enrojecido e inflamado. Otros síntomas que se pueden observar son:

  • Ardor y escozor
  • Aparición de costras en el extremo del párpado, en la zona de las pestañas
  • Ojos irritados y llorosos
  • Sensación de arenilla o de tener algo dentro del ojo

En función del grado de la blefaritis, pueden manifestarse uno o todos los síntomas. Una blefaritis grave puede comportar también la pérdida de pestañas.

ojos llorosos blefaritis - Top Doctors
Los párpados inflamados y ojos rojos y llorosos pueden ser síntoma de blefaritis
 

Tratamiento para la blefaritis e higiene palpebral

Normalmente la blefaritis puede tratarse con una buena higiene de los párpados, pero lo importante es realizar una visita al oftalmólogo para que determine el origen del dolor y la hinchazón.

La higiene palpebral consta de:

  • Retirar el exceso de bacterias en el extremo del párpado, algo que se tendrá que hacer a diario con compresas tibias.
  • Desobstruir las glándulas sebáceas de Meibonio disolviendo y canalizando el material que las obsrtuye.
  • Subministrar gotas o ungüentos medicados que destruyan el exceso de bacterias causantes de la blefaritis, sobre todo en los casos que existe un riesgo de infección ocular.

 

Cómo evitar la blefaritis

El control de la blefaritis se consigue mediante una buena higiene de los párpados, algo que se tiene que hacer a diario. Los hábitos que hay que establecer siempre en la limpieza de los ojos es:

  • Lavarse bien las manos antes de entrar en contacto con los ojos, evitando el contacto con agentes externos que puedan ser dañinos.
  • Aplicar una compresa con agua tibia sobre los párpados para diluir todo aquello que se haya podido acumular.
  • Frotar los párpados de forma suave para retirar la suciedad que haya presente en la piel y en la zona de las pestañas.
  • Limpiar las zonas más delicadas con un bastoncillo de algodón humedecido en agua tibia, retirando así cualquier resto de bacterias u otros restos que puedan quedar en los ojos.
  • Hay que retirar cuidadosamente el maquillaje que está en contacto con esta zona ocular, pero asegurándose de que no queda nada.
  • Evitar frotar los párpados de forma frecuente, si se hace que sea con algún producto indicado para hacerlo.

Por Dr. Emili Ayats Padrosa
Oftalmología

Referente en Oftalmología, el Dr. Ayats Padrosa es socio fundador y oftalmólogo en el Institut d'Oftalmologia Clínica Girona. A lo largo de su trayectoria profesional, ha innovado en diversas técnicas en la cirugía de las cataratas.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.