Mastopexia: la solución al pecho caído

Written by: Dr. Enrique Linares Recatalá
Published:
Edited by: Albert González

La mastopexia es una intervención quirúrgica destinada a elevar y realzar la forma de las mamas caídas. Es completamente normal que el paso de los años y ciertas circunstancias, tales como embarazos, periodos de lactancia materna o la propia fuerza de la gravedad, propicien que las mamas no permanezcan en su posición habitual.

 

Además, cuando la piel va perdiendo elasticidad, la mama tiende a perder su forma. Este fenómeno se conoce como ptosis mamaria. En los casos en los que también se ha perdido volumen es conveniente la colocación de una prótesis para conseguir un mejor resultado. Asimismo, con la mastopexia se pueden reducir el tamaño de las areolas excesivamente voluminosas.

 

¿Quién puede someterse a una mastopexia?

El candidato ideal es cualquier paciente sana física y emocionalmente que se haga una idea realista de los resultados que se pueden obtener. Habitualmente, suelen realizarse esta cirugía madres que tras el embarazo o la lactancia han sufrido este cambio en su pecho.

 

La mastopexia no supone ningún riesgo para futuros embarazos, sin embargo, el paso del tiempo o un nuevo embarazo podrían provocar que las mamas volvieran a descolgarse un poco de nuevo.

 

¿Cómo se planifica la cirugía?

El cirujano plástico evaluará durante la primera consulta el tamaño y la forma de las mamas, así como la firmeza de su piel. Para ello, además de la exploración se realizará, en algunos casos, un estudio mamográfico.

 

La mastopexia es una cirugía destinada a realzar la forma de las mamas caídas. 

 

Entonces, se discutirá con la paciente sus expectativas de tamaño y forma, además de las distintas cirugías y procedimientos que serán necesarios para ello. Es de vital importancia ser completamente sincera con el cirujano para que él pueda exponer los riesgos y alternativas existentes para lograr los resultados esperados.

 

Por último, es de vital importancia que la paciente informe al cirujano de los siguientes aspectos:

  • Fuma habitualmente
  • Toma regularmente una medicación
  • Consume vitaminas
  • El número de embarazos previos
  • La posibilidad de buscar nuevos embarazos en el futuro

 

¿Existen algún riesgo? ¿Es una técnica segura?

La mastopexia, como cualquier otra operación, puede conllevar riesgos y complicaciones asociadas. Sin embargo, en manos de un profesional cualificado es una técnica segura.

 

Por otro lado, resulta inevitable que queden cicatrices visibles de forma permanente, pero estas quedan bien camufladas siempre bajo el sujetador. Asimismo, algunas pacientes pueden experimentar una disminución de tamaño o de sensibilidad del pezón.

 

Entonces, ¿son buenos los resultados?

El resultado permitirá lucir un resultado totalmente estético. Aunque es cierto que las cicatrices son inevitables, los cirujanos plásticos se encargarán de minimizar estos efectos adversos, procurando que se noten lo menos posible.

 

En el caso de mastopexias con colocación de prótesis los resultados mejorarán considerablemente, además de ser más duraderos. Por estos motivos, podemos decir que si la paciente tiene expectativas realistas conseguirá un resultado satisfactorio.

*Translated with Google translator. We apologize for any imperfection

By Dr. Enrique Linares Recatalá
Plastic surgery

*Translated with Google translator. We apologize for any imperfection

View Profile

Overall assessment of their patients


This website uses our own and third-party Cookies to compile information with the aim of improving our services, to show you advertising related to your preferences as well analysing your browsing habits. You can change your settings HERE.