Lifting facial: lograr un rejuvenecimiento duradero en el tiempo

Written by: Dr. Carlos Colás San Juan
Published:
Edited by: Patricia Pujante Crespo

El envejecimiento, el efecto de la gravedad, de la exposición solar y del estrés diario producen en el rostro signos de envejecimiento. Como consecuencia los pliegues entre la nariz y la boca se acentúan, el borde de la mandíbula pierde definición y se aprecian más acúmulos grasos en el cuello.

 

Un lifting facial o ritidectomía no permite frenar el proceso de envejecimiento pero sí puede “retrasar” el reloj del envejecimiento y mejorar esos signos.

Mujer de mediana edad mirando a cámara - lifting facial - rejuvenecimiento by Top Doctors
Un lifting facial no frena el proceso pero sí puede "retrasar" el reloj del envejecimiento
y mejorar los signos y arrugas

 

¿Quién puede someterse a un lifting facial?

Los mejores candidatos para someterse a un lifting facial son aquellos pacientes a quienes se les ha empezado a descolgar la piel, pero que mantienen un buen grado de elasticidad. El lifting no tiene por qué rejuvenecer una determinada cantidad de años, pero sí podrá devolver al paciente mejor aspecto, además de una apariencia más joven.

 

¿Tiene algún riesgo someterse a un lifting facial?

Normalmente las complicaciones que aparecen en una operación de lifting facial son leves. En cualquier caso, las diferentes anatomías, capacidad curativa y reacción física de los pacientes hace que el resultado final nunca sea predecible. Así, algunas de las complicaciones que pueden aparecer son hematomas, infección, reacciones adversas a la anestesia o lesiones de las estructuras profundas o los nervios que controlan el movimiento de los músculos del rostro. Una curación anómala o retraso en la curación de las heridas es algo más común en fumadores.

 

En cualquier caso, el lifting, al igual que otros procedimientos, debe ser individualizado, y dependerá del estado de la piel y huesos faciales del paciente. Es esencial que este avise al especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora acerca de cualquier medicamento que esté tomando (sobre todo si es ácido acetilsalicílico), así como de cualquier condición médica específica que tenga.

 

¿En qué consiste un lifting?

El lifting puede hacerse bajo anestesia local o general. Según el tipo de anestesia y la extensión del lifting quizás es necesario que el paciente esté ingresado, al menos, un día. No obstante, en la mayoría de casos se hace de forma ambulatoria.

 

En cada caso será distinto:

  • La colocación y extensión de las incisiones
  • Las áreas de la cara que se quieren mejorar
  • El uso (o no) de técnicas complementarias (aumento de pómulos, cirugía de párpados)
  • La duración de la intervención

 

Normalmente las incisiones empiezan en el área de las sienes (por el interior del pelo o delante de la patilla), para extenderse en el interior de las líneas naturales que hay delante de la oreja, y sigue en el lóbulo, detrás de la oreja y el cuero cabelludo. Si el cuello necesita algún tratamiento especial será necesario hacer una incisión justo debajo del mentón. A veces se hacen también dos incisiones en el interior de la boca, para elevar y dar la forma correcta a los pómulos.

 

La intervención consiste en tensar las capas musculares y recolocar la piel, retirando el tejido que sobra. Cuando termina la intervención se cierran las heridas con puntos, dejando pequeños tubos bajo la piel para que no se acumule sangre o exudados. A continuación se colocará un vendaje ligero.

 

Existe la posibilidad de hacer liftings menos extensos como, por ejemplo, de 1/3 medio, para elevar solamente mejillas y pómulos. También existe el de cuello, el de frente y cejas, o el minilifting de cara. La elección de una técnica u otra dependerá de la gravedad y localización del problema.

 

¿Cómo será el postoperatorio después de un lifting?

El postoperatorio no suele ser doloroso y las pocas molestias que aparecen se controlan con analgésicos. El vendaje y los tubos de drenaje suelen ser retirados al cabo de 24-48h.

 

Es normal que el paciente note que la piel está un poco “acorchada”, pero es algo transitorio que desaparecerá en las semanas siguientes. También es totalmente normal tener la cara inflamada y con hematomas, lo que durará 10-15 días si el paciente sigue las instrucciones del especialista correctamente.

 

Se recomienda que el paciente no trabaje y evite los ejercicios o aquellas actividades más “violentas” en las dos-tres semanas siguientes a la operación. A partir de entonces la inflamación se normalizará y desaparecerán los hematomas. Las cicatrices tardarán un poco más en poderse disimular pero al final se harán imperceptibles.

 

¿Cómo serán los resultados tras un lifting?

Los resultados son muy satisfactorios pero el paciente debe comprender que no serán inmediatos. Incluso después de que desaparezcan los hematomas y la hinchazón el pelo de las sienes puede ser fino y la piel estar un poco seca y áspera durante unos meses. Las cicatrices (que con el tiempo irán haciéndose menos visibles) quedarán disimuladas detrás del pelo y en los pliegues de la cara.

 

Hay que destacar que un lifting no detiene el reloj del envejecimiento. La persona seguirá haciéndose mayor, pudiendo incluso querer un nuevo lifting al cabo de 5-10 años. No obstante, los resultados son duraderos y, aunque pasen algunos años, el paciente seguirá pareciendo más joven.

*Translated with Google translator. We apologize for any imperfection

By Dr. Carlos Colás San Juan
Plastic surgery

*Translated with Google translator. We apologize for any imperfection

View Profile

Overall assessment of their patients


This website uses its own and third-party cookies to collect information in order to improve our services, to show you advertising related to your preferences, as well as to analyse your browsing habits..