Macroglobulinemia de Waldenstrom


Especialidad de Hematología

¿Qué es la Macroglobulinemia de Waldenström?

La macroglobulinemia de Waldenström es un tipo de cáncer caracterizado por la proliferación monoclonal de linfocitos B. Estos linfocitos infiltran la médula ósea y los órganos linfoides, sintetizando y segregando altas cantidades de inmunoglobulina M (lgM) monoclonal.

Es importante citar que las inmunoglobulinas o anticuerpos son sustancias que circulan por la sangre para defender al paciente, atacando a la materia que consideran extraña.

La macroglobulinemia de Waldenström es una neoplasia poco común y, en España, se dan únicamente tres casos por cada millón de habitantes y año. Es una enfermedad que afecta mayormente a varones de edad avanzada, siendo la media de edad los 71 años.

¿Qué síntomas presenta?

La macroglobulinemia de Waldenström a veces no presenta síntomas durante muchos años, cosa que no requiere entonces tratamiento.

En caso de que evolucione a formas clínicas que sí presentan síntomas, éstos son:

  • Fatiga
  • Pérdida de apetito
  • Pérdida de peso
  • Sudoración profusa

Además, la presencia de altas cantidades de lgM puede ocasionar un síndrome de hiperviscosidad. Esto hace que la sangre sea más espesa, lo que impide el flujo sanguíneo normal. Esto puede ocasionar:

  1. Alteraciones neurológicas:
  • Cefalea
  • Vértigo
  • Confusión
  • Somnolencia
  1. Alteraciones oculares, con trastornos en la visión
  1. Alteraciones cardíacas, en forma de insuficiencia cardíaca

Otros síntomas incluyen:

  • Diátesis hemorrágica o predisposición al sangrado, por la hiperviscosidad y la plaquetopenia.
  • Adenopatías o aumento del volumen de los ganglios.
  • Esplenomegalia o aumento del tamaño del bazo.
  • Hepatomegalia o aumento del tamaño del hígado.

Causas de la Macroglobulinemia de Waldenstrom o por qué se produce

No se conocen a día de hoy las causas que producen altas cantidades de inmunoglobulina M (lgM) y que, causan la enfermedad.

¿Se puede prevenir?

Existen teorías que relacionan la macroglobulinemia de Waldenström con factores hereditarios, cosa que no puede prevenirse.

Además, sí que existen factores que pueden influir en la prevención: llevar hábitos de vida saludables, dejar de fumar, no ingerir alcohol…

¿En qué consiste el tratamiento?

En las formas incipientes de macroglobulinemia de Waldenström es posible que no sea necesario tratamiento alguno, valorando periódicamente la evolución del paciente.

El tratamiento de la enfermedad sí estará indicado cuando exista:

  • Fiebre recurrente
  • Sudores durante la noche
  • Pérdida de peso
  • Datos de síndrome de hiperviscosidad en la sangre
  • Grandes adenopatías u organomegalias
  • Anemia severa o plaquetopenia
  • Alteraciones de la coagulación
  • Insuficiencia renal

El tratamiento se basará en la combinación de dos o tres de estos agentes: anticuerpos, agentes aniquilantes y análogos de las purinas. Sin embargo, el único tratamiento con posibilidades de curación es el trasplante hematopoyético que, a veces, es poco viable por la toxicidad del proceso y la avanzada edad de los pacientes.

En casos con síntomas de hiperviscosidad se indica también la plasmaféresis, hasta que desaparezcan los síntomas. Esto permite extraer la sangre del cuerpo y separar los glóbulos blancos y rojos. Posteriormente se devuelven las células sanguíneas al paciente, sustituyendo el plasma espeso por el normal.

loading...
TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.