Electroencefalograma

¿Qué es el electroencefalograma?

El electroencefalograma es un método para detectar y analizar la actividad eléctrica en el cerebro. El procedimiento, que consiste en colocar varios sensores metálicos pequeños llamados electrodos en el cuero cabelludo, se conoce como electroencefalografía o EEG.

¿En qué consiste el electroencefalograma?

Un electroencefalograma implica fijar alrededor de 20 electrodos al cuero cabelludo. Cada electrodo envía una señal a una máquina llamada electroencefalógrafo, que muestra la fluctuación rítmica de la actividad eléctrica del cerebro (ondas cerebrales) visualmente como una línea ondulante. De esta manera, es posible que se controle la actividad cerebral.

En un adulto normal y sano que se encuentre en estado de calma, el EEG mostrará ondas oscilantes y regulares (ondas alfa). En el sueño, las ondas se vuelven muy lentas, mientras que, si el individuo se asusta o se excita, se vuelven rápidas e irregulares.

Algunas afecciones están asociadas con patrones particulares. Por ejemplo, las áreas localizadas de daño cerebral pueden mostrar ondas delta lentas e irregulares.

El electroencefalograma es un método para detectar y analizar la actividad eléctrica en el cerebro

¿Por qué se hace un electroencefalograma?

La electroencefalografía se puede utilizar para comprobar daño cerebral en pacientes que hayan sufrido lesiones graves en la cabeza y puede ayudar en el diagnóstico de diversas afecciones, como tumores cerebrales, trastornos del sueño, epilepsia y varias enfermedades degenerativas del sistema nervioso. También es útil para evaluar si se ha producido una muerte cerebral o también para la evaluación del Trastorno por Déficit de Atención (TDA(H)), tal como explica este artículo de la revista Neurologia.com

Los datos obtenidos por los EEG son limitados en el sentido de que registran pequeñas muestras de actividad eléctrica de la superficie del cerebro y no pueden analizar la actividad más profunda, como la emoción, lo que los hace no aptos para diagnosticar enfermedades psiquiátricas.

Preparación para el electroencefalograma

En la preparación para un EEG, el paciente debería:

  • Evitar la cafeína durante el día: puede afectar a los resultados.
  • Lavarse la cabeza previamente y no usar productos, como acondicionadores, gel y laca para el pelo, ya que pueden dificultar la adherencia de los electrodos al cuero cabelludo.
  • Si el médico lo indica, es posible que el paciente deba dormir menos o evitar dormir la noche anterior para poder dormir durante el EEG.

¿Qué esperar durante la prueba?

Un electroencefalograma es no invasivo y no causa dolor ni sensaciones, por lo que el paciente debería estar relativamente cómodo durante el procedimiento. Sin embargo, este puede durar hasta una hora. Durante ese tiempo, es posible que le hagan preguntas al paciente o le den instrucciones para ver cómo responde su cerebro de diferentes maneras, a diferentes estímulos.

También es posible que le pidan que haga cálculos, que lea algo, que abra y cierre los ojos, que mire una luz parpadeante u otros procedimientos. Además, le pueden pedir que se duermas durante la prueba para analizar el cerebro en reposo.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..