Carillas de porcelana

¿Qué son las carillas de porcelana?

Las carillas dentales son láminas que se cementan sobre la cara visible de los dientes. Su finalidad es principalmente estética, ya que modifican la forma y el tamaño de los dientes y tapan irregularidades que puedan presentar.

Además, también ayudan a eliminar la sensibilidad dental.

Las carillas de porcelana son uno de los diferentes tipos de carillas que en la actualidad se utilizan. A diferencia de las carillas de composite, las de porcelana son unas láminas ultrafinas y resistentes que cubren la parte externa de los dientes.

También se diferencian de otros tipos de carillas porque son muy estéticas y similares a los dientes naturales, consiguiendo una tonalidad perfecta.

¿Qué procedimiento se sigue?

Las carillas de porcelana se realizan a medida mediante unos moldes especiales que registran la forma de los dientes. También se comprueba el tono de los dientes para que las carillas sean lo más idénticas posibles.

Es un proceso indoloro, aunque hay determinados pasos durante la colocación de las carillas que pueden ser molestos.

Pasos:

  1. Mediante un molde se registra la forma de los dientes y se realiza un diseño de la sonrisa.
  2. Se solicita la confección de los dientes y se realiza una primera prueba. Cuando el paciente esté de acuerdo, se realiza una nueva toma de medidas y se elaboran las carillas.
  3. Se fijan las carillas sobre la estructura de los dientes con la ayuda de un adhesivo resistente.

Ventajas e inconvenientes

Entre las principales ventajas de este tratamiento destacan las siguientes:

  • La porcelana es un material muy resistente y las carillas pueden durar hasta 20 años.
  • El cuidado de las carillas es muy simple, el mismo que el del resto de dientes.
  • Son altamente estéticas.
  • Se colocan varias carillas a la vez sin necesidad de tallar una a una.

Por contra, existen algunos inconvenientes como:

  • El precio es más elevado que el de otros tipos de carillas.
  • El proceso también es más lento.
  • Solo pueden colocarse sobre dientes sanos, no sobre caries o dientes con sarro.
  • Hay que vigilar cuando se ingieren alimentos con cáscara, huesos o semillas, ya que pese a su resistencia podría fracturarse.

Cuidado y mantenimiento

No necesitan un cuidado especial, sino mantener los mismos hábitos de higiene que los dientes naturales. Por lo tanto:

  • Cepillarse los dientes mínimo dos veces al día.
  • Realizar revisiones periódicas.
  • Evitar morderse las uñas.
  • Cuidado con los alimentos con cáscaras, semillas o huesos.

¿A quién va dirigido?

  • Pacientes con manchas en los dientes, fracturas o dientes mal alineados.
  • Para cubrir espacios interdentales.
  • Zonas extensas a corregir.

Pero como siempre, el dentista será el encargado de valorar cada caso y proponer qué alternativa estética es la más adecuada para el paciente.

¿Cuál es el precio?

El precio medio ronda entre los 300-600€, aunque el coste varía en función del tipo de carilla elegida.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..