Ventajas de elegir un parto en el agua

Escrito por: Dr. Hugo Benito Martínez
Publicado:
Editado por: Top Doctors®

Existen muchos tipos de parto para dar a luz a un bebé, según las preferencias y necesidades de la futura madre y su hijo. El parto en el agua es una opción cada vez más escogida en Obstetricia, debido a los beneficios que esta forma presenta.

De hecho, existen centros especializados que realizan cursos de educación maternal enfocados en la preparación para el parto en el agua. Así, la mujer es informada y preparada psíquica y físicamente durante las clases de educación maternal, se familiariza con la bañera y el entorno en el que se encontrará el día del parto y conoce las posturas más confortables.

 

¿Por qué elegir dar a luz en el agua?

El parto acuático presenta ciertas ventajas respecto al parto tradicional, y son beneficiosas tanto para el nacimiento y la salud del nuevo bebé como para su madre:

  • En la fase de dilatación reduce el dolor
  • Reduce el uso de epidural y gracias a ello permite mayor movilidad de la mujer
  • Aumenta la sensación de control y satisfacción de la mujer
  • Permite la movilidad de la madre, de modo que puede adoptar las posturas más cómodas, así como aquellas que beneficien el descenso del bebé
  • Con el parto en el agua aumenta el número de partos naturales, sin el uso de instrumentos médicos como el vacuo o el fórceps
  • Tomar esta opción también disminuye el número de cesáreas
  • Se realizan menos episiotomías en este tipo de parto

¿Cómo se realiza el parto?

Cuando la mujer percibe que está de parto y es recibida en el hospital, se realiza una valoración por parte de los profesionales ginecólogos: si hay una dilatación de 3 a 4 cm del cuello del útero, es el momento de la inmersión en agua, ya que las contracciones van a ser más frecuentes y la mujer tendrá una mayor tolerancia al dolor dentro del agua caliente, a unos 36,5-37cº. La madre puede salir del agua y volver a entrar en el momento que lo desee.

Para que este parto se dé con total seguridad, el embarazo debe ser de bajo riesgo obstétrico, el bebé debe estar en todo momento bien para que la madre pueda continuar dentro del agua y el control de la mujer va a ser continuo midiendo su frecuencia cardiaca y tensión arterial.

Si el proceso de parto transcurre dentro de la normalidad la salida del bebe será dentro del agua, aunque en determinados casos el profesional ginecológico puede indicar que el parto sea fuera del agua.

 

¿Existen riesgos en el parto acuático?

Las embarazadas de bajo riesgo presentan situaciones similares si realizan el parto en agua como si lo hacen fuera de ella. Así, no existen pruebas de que el parto en el agua aumente ningún efecto adverso para el bebé o la mujer, ya que éste siempre se atiende con especial cuidado y supervisión de los profesionales médicos para prevenir cualquier complicación.

Por Dr. Hugo Benito Martínez
Reproducción asistida

El Dr. Benito Martínez es un destacado ginecólogo especialista en Reproducción Asistida que cuenta con más de 30 años de experiencia. Actualmente, es fundador y director médico del Centro de Reproducción Asistida de Marbella (CERAM), aparte de ser el fundador del Instituto de Reproducción Humana en Colombia y colaborar en el principal Centro de Fertilidad en el mismo país. Además, asiste a congresos nacionales e internacionales de la especialidad y es miembro de diferentes sociedades. 

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes