Tratamiento para solucionar problemas de arritmias

Escrito por: Dr. Joan Alguersuari Cabiscol
Publicado: | Actualizado: 14/11/2018
Editado por: Top Doctors®

Las arritmias son cualquier alteración del ritmo del corazón ya sea porque el ritmo va más acelerado de lo normal (en cuyo caso se denominan taquicardias) o porque va más enlentecido (denominadas bradicardias).

Las arritmias son debidas a una alteración del sistema eléctrico del corazón: aunque parezca sorprendente el corazón es una bomba que funciona con electricidad. Esa electricidad es la que se encarga de dar la orden de bombeo. Si la electricidad falla se producirá una arritmia, de modo que cuando el número de impulsos eléctricos aumenta, el corazón bombeará más veces provocando una taquicardia. En cambio, si el número de impulsos disminuye anormalmente, la frecuencia bajará provocando una bradicardia.

 

Síntomas de las arritmias

Los síntomas suelen ser diferentes según que la arritmia sea una bradicardia o una taquicardia.

En las primeras, el corazón no es capaz de bombear la sangre al cuerpo. Ello provoca cansancio, somnolencia y mareos. En casos extremos, la sangre no llega al cerebro pudiendo provocar desmayos. Tanto es así, que las personas que sufren desmayos como consecuencia de pulsaciones anormalmente bajas, necesitan que se les implante un marcapasos.

En cambio, el síntoma más frecuente en los pacientes que sufren taquicardias son las palpitaciones (sensación de golpes en el pecho) debido a que el corazón late a mayor velocidad. Según la frecuencia cardiaca que alcance la taquicardia, los pacientes pueden sufrir también dolor en el pecho, sensación de falta de aire o mareo. Cuando la taquicardia alcanza una frecuencia cardiaca muy elevada, algunas personas también pueden llegar a desmayarse.

 

¿En qué consiste el tratamiento de las arritmias?

El tratamiento en Cardiología es totalmente diferente según que el paciente padezca bradicardias o taquicardias. Las bradicardias solo deben tratarse cuando provocan los síntomas antes mencionados. Cuando se cumplen los dos requisitos, pulsaciones bajas y síntomas, el tratamiento de elección suele ser el implante de un marcapasos.

En cambio, para frenar las taquicardias existen fármacos antiarrítmicos que pueden disminuir la frecuencia cardiaca del corazón. Cuando los fármacos no logran controlar los síntomas existe una intervención denominada estudio electrofisiológico con ablación, con la que se elimina la taquicardia de forma definitiva.

 

Cómo prevenir las arritmias

En muchos casos las arritmias no pueden prevenirse. Pueden ocurrirle a cualquier persona y suelen guardar poca relación con el estilo de vida. Sin embargo, algunos tipos de arritmias sí pueden ser favorecidas por el alcohol o los estimulantes como la cafeína, además del estrés. Aunque estos factores suelen actuar como desencadenantes de la arritmia en personas susceptibles, más que ser la verdadera causa.

Por Dr. Joan Alguersuari Cabiscol
Cardiología

Prestigioso especialista en Cardiología, el Dr. Alguersuari Cabiscol es licenciado en Medicina y Cirugía por la Universitat Autònoma de Barcelona y Médico Especialista en Cardiología vía MIR, en el Hospital de Vall d’Hebron de Barcelona desde 2007. Además, ha cursado un máster en Gestión Hospitalaria y Servicios Sanitarios en el Hospital Clínic, asociado a la Universitat de Barcelona, en el 2007. A lo largo de su trayectoria ha participado en el desarrollo de numerosas investigaciones vinculadas con su especialidad. Actualmente es especialista del cuadro médico de la Clínica Juaneda de Palma de Mallorca y de la Policlínica Miramar.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes