San Valentín: la importancia de decir te quiero

Escrito por: María Gallego Blanco
Publicado:
Editado por: Alicia Arévalo

La COVID-19 sigue estando en nuestras vidas y aunque nos ha causado (y nos sigue causando) dolor, gracias a ella hemos podido valorar y reflexionar sobre aspectos a los que antes no le prestábamos tanta atención. El aislamiento y la falta de contacto con nuestros seres queridos, que hemos vivido desde el inicio de la pandemia, han provocado que seamos más consciente de que somos animales sociales, que necesitamos a nuestros seres queridos cerca y que, sobre todo, necesitamos expresarles los queremos.

Hoy, 14 de febrero se celebra San Valentín, una festividad para celebrar del amor y la efectividad entre enamorados. Un día para poner el foco sobre la importancia de expresar nuestros sentimientos a la persona que queremos y así mejorar nuestra comunicación en pareja.

 

Estamos acostumbrados a querer en silencio.
 

¿Qué dice la ciencia sobre expresar nuestro cariño?

La ciencia ha demostrado que expresar cuánto queremos o apreciamos a otras personas es bueno para nuestra salud. Por ejemplo, varios estudios han demostrado que los abrazos, no solo nos ayudan emocionalmente en un momento determinado, sino que si se dan y reciben frecuente tienen grandes beneficios para nuestra salud física. En concreto, se ha demostrado que reducen el estrés, que disminuye la presión arterial, que mejora el sistema inmune y el estado de ánimo, que relaja los músculos, que generan confianza y seguridad y producen efectos muy positivos sobre la autoestima. La conclusión que sacamos de esto es que demostrar cariño, afecto o amor de forma habitual, mediante gestos o caricias, es bueno tanto para nuestra salud emocional, como para nuestra salud física.

 

Hay muchas personas a las que les cuesta expresar lo que piensan o sienten y también hay personas que creen que no es esencial expresar sus sentimientos, ¿qué les diría?

A muchas personas les cuesta mostrar cariño y amor hacia los demás, especialmente hacia las personas más cercanas a pesar de qué las quiera mucho. A estas personas les diría algo muy simple: ¿trataríamos igual a una persona que queremos o apreciamos si las dejásemos de ver por un tiempo o para siempre? ¿Les abrazaríamos más? ¿Les diríamos otras cosas? Opino que deberíamos pararnos a reflexionar sobre cómo es nuestro lenguaje para expresar amor o cariño. Estamos acostumbrados a querer en silencio, suponemos que el silencio es suficiente. Muchas veces en consulta le he planteado a un paciente la cuestión de que cómo considera que su pareja va a saber que la quiere si nunca se lo dice. Desde luego, las acciones son importantes, pero decirle a alguien directamente que la queremos o la apreciamos, darle un abrazo o un beso, es, en mi opinión, fundamental, y más ahora en tiempos de pandemia.

 

¿Cómo abordar los problemas de comunicación en una pareja?

Las generalizaciones no suelen ser buenas, porque cada pareja es un mundo, pero sabemos que el problema de la comunicación puede ser uno de los mayores obstáculos en una pareja. Podríamos poner muchos ejemplos de situaciones en las que una pareja puede tener problemas de comunicación, pero al final todos ellos estarían relacionados con la percepción (al menos por parte de una de las personas), de que el otro no le escucha o no le entiende.

La primera clave, por lo tanto, guardaría relación con el hecho de pararnos a hablar con nuestra pareja sobre la posibilidad de que haya un problema de comunicación, y, ¿cómo lo hacemos? Pues preguntando. Es tan sencillo como decir: “¿Tú crees que, en general, te comprendo?”. Tan fácil como eso.

Por María Gallego Blanco
Psicología

María Gallego Blanco es licenciada en Psicología, con amplia experiencia en edad pediátrica y adultos.

Durante sus años de formación y colaboración en el Departamento de Pediatría del Hospital Clínico de Santiago de Compostela, su actividad en la Unidad de Paidopsiquiatría se desarrolló en el área de consulta, hospitalización, elaboración de informes psicológicos jurídico–periciales y asesoramiento clínico y psicopedagógico a varias unidades y servicios del Departamento. Fundamentalmente en el Servicio de Neuropsicología pediátrica, Unidad de endocrinología, crecimiento y nutrición pediátrica, Unidad de trastornos metabólicos, Unidad de Gastroenterología y Hepatología y Nutrición pediátrica, Unidad de Hematología y Oncología pediátrica y Pediatría general.

De este modo y, puesto que también trabaja con adultos al margen de la práctica psicoterapéutica en el área de pediatría, a lo largo de los últimos 20 años ha realizado la evaluación e intervención de casos que engloban los problemas y trastornos más frecuentes en psicoterapia: de ansiedad, depresivos, de personalidad, patología específica pediátrica, terapia de pareja, trastornos de alimentación, patología ligada a enfermedades crónicas (oncología, diabetes...).

Colabora todos los lunes a las 12:30 en el  programa de EsRadio Galicia, donde tiene el 'Espacio de psicología con María Gallego'.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar sus preferencias AQUI.