Queratocono: disminución de la agudeza visual

Escrito por: Dra. María Victoria De Rojas Silva
Publicado: | Actualizado: 25/04/2018
Editado por: Alicia Arévalo Bernal

El queratocono es una degeneración ectásica de la córnea. Como nos explica la Dra. Victoria de Rojas, Directora de Victoria de Rojas Instituto Oftalmológico y la Jefe de Servicio de Oftalmología del Complexo Hospitalario Universitario A Coruña, la córnea es la principal lente del sistema ocular, recubre el segmento anterior del ojo, es transparente y tiene una curvatura regular. Es como la ventana por la que entran las imágenes en el ojo. Si su curvatura se altera, la visión se verá perjudicada.

En el queratocono, la córnea sufre una deformación cónica, acompañada de adelgazamiento, que ocasiona un astigmatismo irregular. El astigmatismo irregular, a diferencia del regular no se puede corregir totalmente con una gafa. En casos muy avanzados, también se producen cicatrices y roturas de la capa más interna de la córnea, el endotelio, lo cual conduce a un encharcamiento de la misma denominado hidrops.

¿Cuál es su causa?

La causa del queratocono no se sabe a ciencia cierta. Existe un componente genético pero éste no es evidente en todos los casos. También se da en asociación con ciertas enfermedades en las que se altera el colágeno como la enfermedad Ehlers–Danlos, la osteogénesis imperfecta y el prolapso de la válvula mitral. En otros casos aparece de forma aislada.

 

 

¿Cómo se manifiesta?

El queratocono no está presente desde el nacimiento, se va desarrollando a lo largo de la vida, especialmente en la adolescencia, segunda y tercera década de la vida para frenar su evolución luego generalmente. Cuanto más precozmente aparece, más evoluciona.

El síntoma principal es la disminución de la agudeza visual ocasionada por aparición e incremento del astigmatismo irregular. En queratocono es una alteración bilateral aunque de evolución asimétrica.

Tratamiento

En estadios muy iniciales, es factible conseguir una corrección con gafas. Cuando la corrección con gafa no consigue una agudeza visual adecuada, se intenta la corrección con lentes de contacto semirrígidas o híbridas. Existen lentes de contacto especiales para queratocono y la adaptación ha de ser realizada por expertos.

Si no es posible el porte de la lente de contacto, el astigmatismo irregular puede corregirse con el implante de segmentos intracorneales, también denominados “anillos intraestromales”. Estos segmentos “tensan” la córnea en la zona más adecuada para intentar regularizarla. No se trata de un procedimiento refractivo, aunque en la mayoría de las ocasiones se consigue mejorar la visión sin corrección del paciente, es generalmente necesario adaptar luego gafa o lente de contacto para la rehabilitación visual completa. Si el paciente no es candidato a implante de anillos intracorneales o no se consigue con ellos la visión adecuada, entonces el tratamiento consiste en la realización de un trasplante de córnea.

Más recientemente se ha incorporado un nuevo tratamiento que es el único hasta ahora conocido que permite frenar la evolución de la enfermedad, el cross-linking corneal, el cual mediante la aplicación de riboflavina y luz ultravioleta consigue endurecer el colágeno corneal evitando o retrasando la evolución del queratocono.

Prevención

El queratocono no puede prevenirse, pero sí conviene tener en cuenta ciertos consejos para evitar en la medida de lo posible su progresión.

En caso de queratocono se aconseja mantener bajo control adecuado la inflamación de la superficie ocular en aquellos casos en los que se asocia algún tipo de cuadro alérgico ocular, circunstancia bastante frecuente. Así mismo, se advierte a los pacientes de la importancia de evitar el frotamiento ocular.

Es importante realizar controles periódicos por un Oftalmólogo especialista familiarizado con el tratamiento de la enfermedad para aplicar el tratamiento más adecuado según la fase en la que ésta se encuentra y realizar controles topográficos seriados que detectan cambios mínimos en la evolución, lo cual permitirá la aplicación precoz de cross-linking en los casos que sea adecuado.

Por Dra. María Victoria De Rojas Silva
Oftalmología

Premiada en dos ocasiones por la Sociedad Europea de la Catarata. Es Jefe del Servicio de Oftalmología en el Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña, Vicepresidenta de la Sociedad Gallega de Oftalmología, Vocal de la Sociedad Española de Cirugía Implanto Refractiva (SECOIR) y Vocal de la Comisión Nacional de Oftalmología del Ministerio de Sanidad.

La Dra. De Rojas es licenciada en Medicina, doctora en Medicina y Cirugía con la calificación de Apto cum laude, por la Universidad de Santiago de Compostela. En 2004, realizó una estancia en el Departamento de Córnea y Superficie Ocular Moorfields Eye Hospital de Londres.

Con frecuencia participa en la divulgación de sus conocimientos en cursos y congresos de alcance nacional e internacional habiendo recibido numerosos premios a su labor científica y sus habilidades quirúrgicas. Además es autora de 36 artículos publicados en revistas internacionales y autora y co-autora de distintos libros.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.