Qué es la rinitis alérgica y cuáles son sus tipos

Escrito por: Dr. Ignacio Antepara Ercoreca
Publicado: | Actualizado: 16/07/2018
Editado por: Top Doctors®

La rinitis alérgica es definida por los expertos en Alergología como un trastorno nasal sintomático que se debe a una inflamación mediada por IgE tras la exposición de un alérgeno de las membranas que recubren la nariz. Las estimaciones sobre la prevalencia e incidencia de la rinitis alérgica han ido variando en función de las poblaciones estudiadas, las definiciones de las enfermedades y los métodos de valoración.

- La mayoría de los datos se refieren a la rinitis alérgica estacional o por alergia al polen, pero no exclusivamente.

- La prevalencia de la rinitis alérgica estacional (polen) en nuestro entorno afecta a más de una de cada diez personas.

- La prevalencia de la rinitis perenne afecta a dos de cada diez personas.

 

La rinitis alérgica se da por una inflamación tras la exposición de un alérgeno de las membranas que recubren la nariz

Sintomatología de la rinitis alérgica

Los síntomas de la rinitis son los siguientes:

- Rinorrea

- Obstrucción nasal

- Picor

- Estornudos constantes

 

Estos síntomas pueden remitir de dos formas, de manera espontánea o mediante tratamiento. La rinitis alérgica se divide en ‘rinitis intermitente’ o ‘rinitis persistente’. A su vez, en función de su identidad puede clasificarse entre ‘leve’ y ‘moderada-grave’. Dependiendo de la afectación en la pérdida de calidad de vida apreciada por el propio paciente.

 

Rinitis alérgica y asma: “una misma vía, una misma enfermedad”

A lo largo del tiempo, la comorbilidad o la asociación de la rinitis y el asma ha dado origen a la frase “una misma vía, una misma enfermedad”. Se ha llegado a esta conclusión gracias a que tanto la mucosa nasal como la bronquial presentan similitudes, por lo que la mayoría de los pacientes con asma también tienen rinitis.

 

Con frecuencia coexiste disfunción de las vías respiratorias superiores o inferiores. En estudios epidemiológicos, fisiopatológicos y clínicos se ha sugerido que existe una relación entre asma y rinitis. Así, se ha señalado que las vías respiratorias superiores y las inferiores pueden considerarse como una única entidad, influida por un proceso inflamatorio común en evolución, que puede mantenerse y amplificarse por mecanismos interconectados. La rinitis alérgica se relaciona y constituye un factor de riesgo de la incidencia de asma.

 

Por ello, se ha propuesto que la prevención o el tratamiento precoz de la rinitis alérgica podrían ayudar a evitar la incidencia de asma o la gravedad de los síntomas bronquiales. Por lo tanto, cuando se considere el diagnóstico de rinitis o de asma se debe realizar una evaluación de las vías respiratorias. No obstante, también existen diferencias entre rinitis y asma. La rinitis alérgica se correlaciona y constituye un factor de riesgo de incidencia o gravedad del asma.

 

El tratamiento de la rinitis también tiene similitudes con el del asma, ya que los mismos fármacos son eficaces en rinitis y en asma, por ejemplo los glucocorticosteroides, y diferencias, ya que distintos fármacos son eficaces en las vías respiratorias superiores e inferiores; siendo también algunos más eficaces en rinitis que en asma.

 

La inmunoterapia altera el curso de la rinitis alérgica y puede evitar el asma

Aunque los fármacos son muy eficaces y, generalmente, se toleran bien, sólo constituyen un tratamiento sintomático. La inmunoterapia específica es el único tratamiento que puede alterar el curso natural de la enfermedad.

 

Millones de personas sufren deterioro del estado físico, reducciones de calidad de vida y consecuencias económicas negativas debidas al asma y a la rinitis.

 

Los estudios de economía sanitaria han ayudado a definir los costes de las enfermedades, pero están limitados a las naciones industrializadas. Hay incluso menos estudios comparativos, por los cuales se puedan juzgar las vías más eficaces de proporcionar atención sanitaria a los pacientes que padecen estas enfermedades. Al aumentar los costes de atención sanitaria en todo el mundo ha aumentado la necesidad de realizar estudios de economía sanitaria más avanzados si se quieren conseguir mejorías y reducir el impacto social y económico de estas enfermedades.

 

Recomendaciones internacionales de ARIA para rinitis alérgica

1. La rinitis alérgica es una enfermedad respiratoria crónica importante debido a su:

- Prevalencia

- Impacto sobre la calidad de vida

- Impacto sobre rendimiento escolar y productividad laboral

- Carga económica

- Relación con el asma

 

2. Además, la rinitis alérgica se asocia con sinusitis y otras comorbilidadas como la conjuntivitis.

 

3. La rinitis alérgica debería ser considerada como un factor de riesgo para el asma.

 

4. Nueva proposición de subdivisión de la rinitis alérgica: intermitente y persistente.

 

5. La gravedad de la rinitis alérgica se clasifica como ‘leve’ y/o ‘moderada-grave’ en función de su intensidad y sus implicaciones sobre la calidad de vida.

 

6. En función de la subdivisión y su gravedad se ha propuesto un abordaje terapéutico escalonado.

 

7. El tratamiento de la rinitis alérgica combina evitación al alérgeno cuando sea posible, farmacoterapia, inmunoterapia.

 

8. Los factores ambientales y sociales deberían optimizarse para permitir que el paciente pueda llevar una vida normal.

 

9. Los pacientes con rinitis alérgica persistente deberían ser evaluados sobre asma mediante historia, exploración del tórax y, si es posible, y cuando sea necesario, mediante la valoración de la obstrucción al flujo aéreo antes y después de recibir un broncodilatador.

 

10. Los pacientes con asma deberían ser evaluados de forma apropiada (historia y exploración física sobre rinitis.

 

11. Sería ideal usar una estrategia combinada para tratar con eficacia y seguridad las enfermedades de las vías respiratorias superior e inferior.

 

Clasificación y diagnóstico diferencial de la rinitis

1. Alérgica

- Estacional (fiebre del heno/polinosis)

- Perenne

- Ocupacional

 

2. Infecciosa

- Aguda común

- Crónica (rinosinusitis)

 

3. Primaria no alérgica – no infecciosa

- Vasomotora o colinérgica

- Intrínseca, eosnofílica

- Inducida por medicamentos

- Anatómica

- Atrófica

 

4. Secundaria a enfermedad sistémica

- Hormonal (embarazo, hipotiroidismo…)

- Fibrosis quística

- Disquinesia ciliar

- Vasculitis

- Inmunodeficiencias

- Mastocitosis

 

5. Alteraciones mecánicas que pueden simular rinitis

- Poliposis nasal

- Desviación del septo nasal

- Hipertrofia de cornetes nasales

- Hipertrofia adenoidea

- Cuerpos extraños

- Atresia de coanas

- Tumores

- Granulomas (de Wegener, sarcoidosis, tuberculosis, lepra)

- Rinorrea cerebroespinal

Dr. Ignacio Antepara Ercoreca

Por Dr. Ignacio Antepara Ercoreca
Alergología

El Dr. Antepara es Licenciado y Doctor en Medicina y Cirugía por la Universidad del País Vasco. Es un prestigioso especialista en Alergología, en la que se especializó en la Clínica Universitaria de Navarra entre 1978 y 1982. El Dr. Antepara ha desarrollado su carrera médica en el Hospital de Basurto de Bilbao como Médico Adjunto en Alergología, y hoy en día continua en el Hospital de Basurto, aunque como Jefe del Servicio de Alergología. Ha publicado más de medio centenar de trabajos tanto en revistas nacionales como internacionales de la especialidad, presentando ponencias, congresos y seminarios. Es Socio fundador y miembro de la Sociedad de Alergólogos del Norte de España (Alergonorte), miembro de la Sociedad Española de Alergia e Inmunología Clínica (SEIAC) y de la European Academy of Allergy and Clínical Inmmunology (EAACI). 


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.