¿Qué diferencias existen entre el ácido hialurónico y la toxina botulínica en la armonización facial?

Escrito por: Dra. Yasmin Al Adib Mendiri
Publicado:
Editado por: Lucía Ramírez Vilanova

La armonización facial es un procedimiento médico completo que tiene el objetivo de mejorar todos aquellos signos del envejecimiento que se presentan a nivel facial. Para ello, principalmente se hace uso de la toxina botulínica y del ácido hialurónico. No obstante, cabe destacar también el uso de los estimuladores del colágeno.
 

El abordaje integral del rostro permite tratar diferentes signos del envejecimiento. Por una parte, las arrugas que aparecen debido a la gesticulación. Se conocen como arrugas dinámicas y aparecen especialmente en el tercio superior del rostro. Estas son tratadas con toxina botulínica o lo que se conoce hoy en día como neuromoduladores. Este medicamento permite relajar la musculatura responsable de los movimientos de la frente permitiendo la desaparición casi completa de las arrugas existentes.
 

Los híbridos, compuestos de ácido hialurónico e
 hidroxiapatita cálcica, permiten estimular el colágeno 

 

Por otro lado, el proceso de envejecimiento lleva asociado también una pérdida de volúmenes o compartimentos grasos. Para poder combatir estos signos del envejecimiento, se requiere el uso del ácido hialurónico, una molécula naturalmente presente en nuestro cuerpo que, con el paso de los años se va perdiendo. El uso de rellenos de ácido hialurónico nos permite reponer volúmenes en zonas como el surco nasogeniano o los pómulos, donde utilizamos ácidos hialurónicos de reticulación alta que permitan crear un soporte para el músculo y la piel.
 

Otro uso principal del ácido hialurónico es el de hidratar la zona. El ácido hialurónico capta moléculas de agua, lo que permite hidratar la zona de aplicación. Zonas como las ojeras o los labios también son tratados para rellenar el surco de la ojera, o refrescar la mirada.
 

Por último, los novedosos híbridos, son compuestos combinados de ácido hialurónico e hidroxiapatita cálcica, que permiten estimular el colágeno en el medio plazo y realizar un efecto lifting sin necesidad de pasar por quirófano.

 

¿Cuál es la diferencia entre el ácido hialurónico y la toxina botulínica en la armonización facial?

El ácido hialurónico nos permite rellenar espacios intersticiales que quedan tras la pérdida de tejidos grasos en el rostro. También permite hidratar y dar forma a ciertas estructuras de la cara.
 

En contra, tenemos la toxina botulínica que nos permite relajar los músculos. Por ejemplo, los músculos maseteros, los que nos permiten la masticación y los responsables de producir lo que se conoce como bruxismo, el rechinamiento de los dientes.

 

¿Cómo influye el tipo de piel en los resultados de la armonización facial con ácido hialurónico y toxina botulínica?

Dependiendo del tipo de piel se deberá hacer uso de un ácido hialurónico u otro. El peso molecular, así como la reología del ácido, nos permitirán tener mejores resultados según el tipo de piel, si es piel fina, gruesa, grasa o seca.
 

¿Cómo se realiza el tratamiento?

El especialista en Medicina estética realiza el tratamiento de armonización facial de forma ambulatoria. El propio vial de ácido hialurónico lleva lidocaína, lo que permite que el tratamiento sea amable y poco doloroso. en menos de una hora, el paciente podrá irse a casa con una leve inflamación en las zonas tratadas.

 

¿Cuánto tiempo duran los resultados?

Los resultados durante entre 12 y 20 meses, en función del propio metabolismo de la persona y de otros factores como la calidad del producto y los hábitos del propio paciente.
 

¿Cómo influyen los hábitos de cuidado de la piel en la durabilidad de los resultados de la armonización facial?

Sin lugar a dudas es uno de los factores principales. La duración de los rellenos dérmicos en el procedimiento de armonización facial dependerá de los hábitos del paciente, como la práctica de deporte, la hidratación de la piel o incluso los hábitos alimentarios.

Por Dra. Yasmin Al Adib Mendiri
Medicina estética

La Dra. Yasmin Al Adib Mendiri es una gran especialista en Medicina Estética. Cuenta con muchos años de experiencia en la profesión y una extensa formación en distintos ámbitos de la especialidad. En concreto, es experta en aumento de labios, relleno de pómulos, rinomodelación, tratamiento con láser, toxina botulínica, rejuvenecimiento y armonización facial, entre otros tratamientos y patologías.

Licenciada en Medicina y Cirugía por la Universidad de Cádiz, se especializó en Medicina Familiar y Comunitaria en el Hospital Universitario Virgen de Valme de Sevilla. Posteriormente, realizó un Máster en Medicina Estética por la Universidad Autónoma de Madrid.

Actualmente, ejerce como especialista en Medicina Estética en la Clínica Dra. Yasmin Al Adib, que tiene consulta en Sevilla y en Ibiza.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


  • Tratamientos relacionados
  • Medicina estética corporal
    Láser
    Nutrición
    Microdermoabrasión
    Tratamiento lesiones pigmentadas
    Inductores de colágeno natural
    Plasma rico en plaquetas
    Tratamiento ojeras
    Revitalización cutánea
    Mesoterapia facial
    Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar sus preferencias AQUI.