¿Por qué veo puntos negros flotando?

Escrito por: Dr. Pedro Amat Peral
Publicado:
Editado por: Carlota Rincón Muñoz

La visión de puntos negros flotando o moscas volantes es algo relativamente común en la población. Nuestro especialista en Oftalmología, el Dr. Pedro Amat, explica cómo afectan a la tercera edad. Se debe a que el ojo está relleno de un gel transparente (gel vítreo) que permite que mantenga la forma esférica y así las propiedades físicas correctas para la visión. Este gel está compuesto de fibras de colágeno y en él se encuentran células fagocíticas que ayudan a eliminar desechos para poder mantener la transparencia de esta cavidad. Si los desechos pasan por el eje visual vemos las moscas volantes y el término médico usado para nombrarlas es miodesopsias.

Normalmente la visión de las moscas volantes es variable. Se pueden percibir más sobre fondos claros y luminosos, paredes de color blanco o cielos azules; además se acentúa con la edad. Las sensaciones que producen no afectan por igual a todos los pacientes, se perciben de manera individual y subjetiva.

Pero hay casos en los que hay que solicitar atención urgente, por ejemplo, si las moscas volantes aumentan o aparecen de manera repentina. Estos síntomas pueden estar asociados a roturas en la retina, con o sin desprendimiento, que puede implicar en caso de no tratarse a tiempo, la pérdida de visión de manera irreversible.

Los principales factores de riesgo son la edad, la miopía y los traumatismos oculares

Causas de las moscas volantes

Ya hemos visto que las moscas volantes pueden aparecer con el paso del tiempo simplemente por los procesos naturales que se suceden en el ojo. Son cambios oculares que se relacionan con la edad y que afectan a la calidad de la visión.

Pero hay otras maneras de aparición, cuando de forma súbita observamos moscas en forma de círculo flotando en el campo de visión, eso suele deberse a que el gel vítreo se ha desprendido de la parte posterior de la retina adoptando formas anulares. Aunque generalmente no tienen importancia, deben ser vistas por el oftalmólogo. Este fenómeno se llama desprendimiento posterior del vítreo.

La uveítis, patología ocular que consiste en la inflamación de una o varias partes internas del ojo, también puede desencadenar la aparición de moscas volantes sobre todo cuando la uveítis aparece en la parte posterior del ojo ya que las células inflamatorias que flotan en el vítreo transparente producen este efecto.

El gel vítreo está unido en algunas zonas a la retina. A veces esta unión es demasiado fuerte y hace que, en determinadas ocasiones se pueda rasgar la retina produciendo un desgarro. Normalmente el paciente que está sufriendo este proceso presentará de forma súbita la visión de moscas volantes y la visión de luces. Si no se trata en un corto espacio de tiempo mediante la aplicación de láser puede desembocar en la aparición de un desprendimiento de retina, patología mucho más grave que requiere cirugía mediante vitrectomía.

Los paciente diabéticos que llevan muchos años de enfermedad generalmente presentan retinopatía diabética. Cuando está avanzada se puede favorecer el sangrado dentro de la cavidad vítrea. Si la hemorragia es leve se observarán las moscas volantes. Dicho sangrado también se puede producir al romperse la retina.

Los principales factores de riesgo son la edad, la miopía, los traumatismos oculares e incluso la cirugía de cataratas o la retinopatía diabética entre otros.

 

Tratamiento para las moscas volantes

Es importante consultar a un especialista en Oftalmología para poder descartar enfermedades graves que deben ser tratadas.

En caso de no presentar enfermedad grave, esta patología no requiere un tratamiento específico, salvo en los casos en los que la visión de miodesopsias afecte a la calidad de vida de los pacientes. En estos casos se puede valorar la realización de una vitrectomía, que consiste en sustituir el humor vítreo del ojo por una solución preparada para mantener la consistencia del ojo. Generalmente se reserva para casos extremos de intolerancia completa a la visión de estas manchas flotantes. Aunque gracias a los avances tecnológicos y a la mayor especialización, la vitrectomía es muy segura, siempre hay que comprender que el riesgo cero no existe, por ello, se recomienda que el paciente entienda muy bien las opciones y alternativas.

El objetivo principal no es eliminar las miodesopsias, lo importante es descartar patologías graves que las provocan y realizar un tratamiento adecuado en cada caso, siempre por un profesional y de acuerdo a las características de cada ojo.

Por Dr. Pedro Amat Peral
Oftalmología

El Dr. Amat Peral es un destacado oftalmólogo, especialista en Retina-Vítreo, Cataratas y Oftalmología General en Vissum desde el 2006. Compagina su labor profesional con la práctica docente, siendo tutor de prácticas de la Universidad Miguel Hernández. Ha realizado decenas de comunicaciones a congresos, tanto nacionales como internacionales, así como publicaciones, capítulos de libros e investigaciones. Es miembro de diferentes sociedades. 

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.