Lesiones de rodilla: problemas en los meniscos

Escrito por: Dr. Antonio Pineda Sicilia
Publicado: | Actualizado: 07/05/2019
Editado por: Yoel Domínguez Boan

La rodilla es una articulación de tipo diartrodia: muy móvil y formada por una multitud de componentes. Se trata de una articulación compleja cuya incidencia en cuanto a lesiones es cada vez mayor, ya que cada vez es más elevado el número de personas que hacen deporte y que acaban por afectar a una articulación de vital importancia.

 

Y es que los meniscos han pasado de ser estructuras vestigiales a claves en la congruencia, en la nutrición del cartílago, a la hora de soportar los pesos y las cargas, la estabilidad…

 

 

¿Cómo se dañan los meniscos?

Los meniscos se rompen en movimientos de rotación con apoyo y semiflexión junto con movimientos bruscos de los ejes, aunque el mayor número de roturas se da en el ámbito laboral, en momentos en los que los trabajadores mantienen las rodillas flexionadas. Uno de los ejemplos más claros sería el de los obreros o trabajadores de una obra.

 

 

¿Se puede prevenir la lesión de menisco? ¿Se puede fortalecer la zona?

A la hora de hablar de prevención, es necesario hacer mención a los trabajos para fortalecer las rodillas, a partir de trabajo de fortalecimiento con pesas o ejercicios propioceptivos.

 

A su vez, se deben evitar terrenos blandos o en mal estado cuando se practique deporte, aunque se deben controlar otros factores como el calzado o la ropa que se utiliza, la dieta, el peso, el estado general de salud…

 

Estructura del menisco
 

 

¿Cómo se tratan las lesiones meniscales?

Uno de los mayores fracasos de la cirugía meniscal ha sido considerarla como una cirugía fácil. De hecho, de las más de 60.000 meniscectomías anuales que se realizan en España tan solo se sutura el 5%.

 

Casi cualquier lesión meniscal implica o lleva hacia una lesión degenerativa. La prioridad del tratamiento es reparar las lesiones, es decir, optar por la vía conservadora, o sustituirlo.

 

 

Novedades en el tratamiento de lesiones meniscales

Entre las últimas novedades destacan:
 

  1. Lesión de la rampa meniscal posterior: se trata de una lesión de la inserción periférica del cuerno posterior del menisco interno. Es difícil llevar a cabo un diagnóstico en Resonancia Magnética Nuclear y por los portales artroscópicos clásicos. Está asociado en un 17% a rotura del ligamento cruzado anterior (LCA) y si no es suturada puede hacer fracasar la plastia.
     
  2. Extrusión meniscal: por rotura de la raíz del menisco que necesita un reanclaje.
     
    Fotografía de un reanclaje meniscal
     

     
  3. Roturas degenerativas en las que la artroscopia puede llevar a osteonecrosis, por lo que no será nunca la primera opción, a excepción en caso de un bloqueo sin artrosis previa.
     
  4. Trasplantes meniscales con un alto índice de buenos resultados e implantes de colágeno o de poliuretano.
     

No obstante, el futuro de las lesiones deportivas y por ende, las lesiones de menisco, está en el tratamiento a partir de células madre. Para más información sobre las lesiones de rodilla y las lesiones de meniscos, consulte con un especialista en Traumatología

Por Dr. Antonio Pineda Sicilia
Traumatología

Con casi 30 años de experiencia, el Dr. Pineda es uno de los traumatólogos más prestigiosos de Andalucía. Experto en cirugía ortopédica, actualmente es traumatólogo en el Córdoba Club de Fútbol y en el Hospital San Juan de Dios de Córdoba. Además, es miembro de varias asociaciones españolas de traumatología y profesor colaborador honorario en el departamento de Bioquímica de la Facultad de Medicina de Córdoba.

 

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.