La incontinencia anal, ¿por qué se produce?

Escrito por: Dr. Juan García Armengol
Publicado: | Actualizado: 17/02/2018
Editado por: Top Doctors®

Este problema, consistente en la incapacidad de controlar voluntariamente la expulsión de heces y gases.

Incontinencia anal, causas

El profesional de la coloproctologia puede detectar diversas casusas:

  • La edad. A ella se asocia una debilidad muscular generalizada-
  • Un parto. En ocasiones, tras dar a luz, pueden producirse lesiones en los esfínteres que impiden el cierre adecuado del mismo.
  • Accidentes o intervenciones quirúrgicas.

Estas lesiones, especialmente en las del parto, pueden producir, además, una lesión de los nervios pudendos, relacionados con estos esfínteres, agravando el problema. La incontinencia puede aparecer inmediatamente, o en ocasiones años después, cuando se suman más factores.

  • Otras causas son las enfermedades inflamatorias, tumores, prolapso del recto etc. Incluso la diarrea crónica o el intestino o colon irritable, pueden producir escapes de heces líquidas y necesidad de ir urgentemente al aseo. También la diabetes, trastornos neurológicos, mentales o radioterapia pueden originarla.

 

¿Cómo valorarla?

Para poder plantear un tratamiento adecuado, es fundamental la evaluación completa en la que se analice el problema y su impacto en la vida de relación, factores como los partos, hábitos defecatorios, enfermedades, medicación, intervenciones previas etc.

Es necesaria una exploración anorrectal y mediante técnicas como la la ecografía endoanal para valorar el defecto, si lo hay, o la manometría, consistente en la medición de la presión y funcionamiento de los esfínteres anales, entre otras.

 

  ¿Tiene tratamiento?

 

   La incontinencia anal puede curarse o mejorar en un gran parte de casos. Su tratamiento es muy variable, y a veces simples

  • Normas higiénico-dietéticas o el empleo de medicación como fibra o astringentes entre otras, mejora sustancialmente el problema.
  • Entrenamiento y reeducación de los esfínteres anales mediante ejercicios.
  • Técnicas para estimular la respuesta de los nervios que los controlan (neuromodulación de raíces sacras, o la estimulación de un nervio desde el tobillo)
  • Inyección en el ano sustancias de relleno para subsanar pequeños defectos esfinterianos o para crear un mejor cierre del conducto anal.

 

¿Cuándo recurrir a la cirugía?

En algunos casos complejos, el paciente deberá acudir a la cirugía.

  • La esfinteroplastia es la técnica quirúrgica destinada a reparar los esfínteres lesionados. En casos extremos, es posible incluso sustituir el esfínter por otros músculos o por un dispositivo denominado esfínter anal artificial, para lo cual se requiere importante experiencia.
  • La colostomía (ano en el abdomen), solo es necesaria en contadas ocasiones.

Por Dr. Juan García Armengol
Coloproctología

El Dr. García Armengol es un reputado experto en Coloproctología. Es Doctor Cum Laude con larga trayectoria profesional en la especialidad y destacado especialista en coloproctología por la Unión Europea. Actualmente es Co-director de la Unidad de Coloproctología del Hospital 9 de Octubre de Valencia y representante español en la European Society of Coloproctology. Ha sido director de numerosos cursos en cirugía colorrectal y autor de muchos trabajos de investigación en este campo.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.