La Endometriosis afecta a un 15% de mujeres en edad fértil

Escrito por: Dra. Sylvia Fernández-Shaw Zulueta
Publicado: | Actualizado: 24/04/2018
Editado por: Top Doctors®

La endometriosis es una patología que se caracteriza por la presencia de tejido endometrial, que es la mucosa o capa interna del útero, en localizaciones anómalas. El lugar en el que se presentan con mayor frecuencia los implantes de endometriosis es el ovario, pero pueden aparecer en otras localizaciones menos frecuentes como la parte posterior del cuello del útero, los ligamentos uterinos, la vejiga o el intestino. Es extremadamente raro que aparezcan implantes endometriósicos en otros lugares como el pulmón, aunque también existen casos.

 

Posibles causas de la Endometriosis

Durante muchos años se ha intentado buscar la causa de la endometriosis. Sin embargo, a día de hoy, el mecanismo por el que se produce la enfermedad continúa sin estar claro. Existen varias teorías al respecto:

  • Menstruación retrógrada: durante la regla, parte del tejido endometrial podría pasar, a través de las trompas, al abdomen y colonizar el ovario u otros tejidos.
  • Alteraciones inmunitarias
  • Mecanismos endocrinos: los estrógenos podrían favorecer el desarrollo de la enfermedad.

Conforme se vaya avanzando para intentar comprender el mecanismo por el que se produce la endometriosis, también tendremos más armas para poder tratar esta patología.

Imagen endometriosis

Síntomas de la Endometriosis

Los síntomas de la enfermedad son muy variables. En ciertos casos incluso la enfermedad cursa de manera asintomática y se diagnostica de forma casual por el hallazgo de un quiste en una ecografía.

El principal síntoma que presentan las pacientes con endometriosis es el dolor. Clásicamente es un dolor intenso que se manifiesta durante la menstruación y se produce como consecuencia del sangrado endometrial de los implantes. Dependiendo de dónde se sitúen los implantes de endometriosis, las pacientes también pueden presentar dolor durante las relaciones sexuales (dispareunia), con las deposiciones (disquecia) o al orinar (disuria).

Si existen implantes en el instentino, la paciente también podrá presentar síntomas digestivos como diarrea, estreñimiento y en cuadros muy extremos, obstrucción intestinal.

Las pacientes con endometriosis pueden presentar problemas de fertilidad. La endometriosis afecta a la reserva ovocitaria y a la calidad de los ovocitos, ya que el tejido ovárico sano se reduce por la presencia de los implantes. Cuando una paciente con endometriosis quiere tener hijos, es importante avisarle de que no demorar la maternidad y ofrecerle la opción de preservar su fertilidad mediante vitrificación de ovocitos en caso de que quiera esperar.

 

¿Cómo se diagnostica la Endometriosis?

En primer lugar, es importante hacer una historia clínica de la paciente para identificar sus síntomas y una exploración física abdominal y ginecológica.

La prueba diagnóstica de imagen que debe realizarse cuando hay una sospecha de endometriosis es la ecografía vaginal. Ésta permitirá al especialista en Reproducción Asistida valorar la presencia de quistes endometriósicos, conocidos como endometriomas, en el ovario o sospechar la presencia de implantes en otras localizaciones como detrás del cuello del útero.

La determinación en sangre del marcador CA 125 puede ser de ayuda para confirmar la sospecha de que un quiste observado por ecografía se trate de un endometrioma y controlar el desarrollo de la enfermedad. Sin embargo, este tipo de marcadores siempre deben valorarse dentro de un contexto clínico porque, por sí mismos, no tienen significado diagnóstico.

Cuando el diagnóstico ecográfico no es claro, o cuando se sospecha que puede haber implantes de endometriosis profunda en otras localizaciones poco accesibles a la ecografía transvaginal como en la vejiga, intestino o vasos sanguíneos pélvicos, se recomienda una resonancia magnética pélvica.

Por otra parte, la ecografía endoscópica transrectal puede ayudar a valorar los implantes a nivel del recto y la profundidad que tienen a nivel de la pared intestinal, lo cual es importante a la hora de plantear un tratamiento.

Y en los casos en que ninguna prueba de imagen ha sido suficiente para obtener un diagnóstico claro, se puede recurrir a una laparoscopia exploradora: introduciendo una cámara a través del abdomen, podrá valorarse el interior de la cavidad abdominal. Éste es un procedimiento quirúrgico y como prueba diagnóstica queda relegada a la última opción.

 

Tratamiento de la Endometriosis

El tratamiento de la endometriosis es muy variable y dependerá de los síntomas de la paciente:

  • Tratamiento del dolor: se hace, en primera línea, con analgésicos y antiinflamatorios para aliviar los síntomas dolorosos de la paciente.
  • Tratamiento hormonal. Durante mucho tiempo se pensó que si se utilizaban hormonas para suprimir la función ovárica y desaparecía la menstruación podría controlarse el desarrollo de la enfermedad. Sin embargo, hoy en día este es un tratamiento en desuso ya que no controla la progresión de la endometriosis y además produce muchos efectos secundarios. Los anticonceptivos orales tampoco han demostrado ser efectivos en el control de la enfermedad aunque pueden ayudar a controlar el dolor durante la menstruación. En cambio, el dispositivo intrauterino liberador de hormonas (DIU) puede ser una alternativa para mejorar el dolor ya que disminuye el grosor de la mucosa endometrial.
  • Tratamiento quirúrgico. La cirugía de endometriosis se realiza generalmente por vía laparoscópica, es decir, introduciendo una cámara en el abdomen. El tipo de cirugía a realizar dependerá del tamaño y localización de los implantes. En ciertos casos son intervenciones relativamente sencillas que consisten en extirpar el tejido endometriósico del ovario, pero en otras ocasiones son cirugías muy complejas que requieren la intervención de múltiples especialistas (ginecólogos, cirujanos, urólogos…). En los casos en que hay implantes intestinales que afectan a gran parte del espesor de la pared rectal, puede ser necesario extirpar parte del intestino grueso y hacer una colostomía durante un tiempo. Si el implante afecta de manera severa a la vejiga o uréteres, también puede ser necesario extirpar una parte de éstos.
  • Tratamiento de la infertilidad. La técnica de reproducción asistida que mejores resultados ofrece para pacientes con endometriosis es la Fecundación in Vitro. Tras una cirugía de endometriosis se recomienda el embarazo lo antes posible.

Por Dra. Sylvia Fernández-Shaw Zulueta
Reproducción asistida

Dirige la Unidad de Reproducción Asistida de URH García del Real. Cuenta con más de 20 años de experiencia en el campo de la Reproducción Asistida. Es, además, Doctora por la Universidad de Oxford con un trabajo sobre endometriosis. Tiene diversas publicaciones y conferencias sobre Reproducción Asistida, especialmente sobre endometriosis, protocolos de estimulación ovárica, prevención de embarazo múltiple, transferencia embrionaria en blastocistos y el impacto de las técnicas de Reproducción Asistida sobre la salud de los niños nacidos de las mismas.

Es miembro del Grupo de Interés de Salud Embrionaria de la Sociedad Española de Fertilidad desde el 2005.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.