El suicidio, la primera causa de muerte entre los jóvenes

Escrito por: Dra. Iria Grande
Publicado: | Actualizado: 20/02/2020
Editado por: Margarita Marquès

El suicidio es una reacción trágica a situaciones estresantes de la vida, que consiste en quitarse la propia vida. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), se trata de una de las causas principales de muerte entre jóvenes y representa alrededor del 1,8% de las tasas de mortalidad a nivel global.

En la sociedad actual, el suicidio constituye uno de los temas tabú, porque existe un pensamiento de que hablar sobre este fenómeno puede provocar un efecto contagio. Sin embargo, los expertos en salud mental advierten sobre la necesidad de dejar de considerar este asunto como un tabú para poner en marcha campañas de prevención. Por eso, es muy importante hablar sobre estos pensamientos y acudir a los especialistas para tratar el comportamiento suicida.

 

Según la OMS, el suicidio es una de las causas principales de muerte entre jóvenes

 

Los síntomas típicos del comportamiento suicida

Generalmente, los signos que advierten sobre los pensamientos suicidas están relacionados con graves episodios depresivos en los que la persona se encuentra en una situación de gran tristeza, infravalorándose y culpabilizándose a sí misma.

Así mismo, existen una serie de factores de riesgo que se vinculan al pensamiento suicida, como el consumo abusivo de alcohol y otras drogas, el abuso sexual en la infancia, no tener pareja estable o sufrir un trastorno de personalidad. Estas situaciones desembocan, finalmente, en una fase en la que la persona se plantea la muerte como vía de escape a su estado.

 

El hombre, más propenso al suicidio que la mujer

Entre el sexo femenino existe una mayor tasa de intentos suicidas. Sin embargo, los métodos de suicidio que utilizan los hombres son más violentos, de manera que se incrementa la probabilidad de muerte antes de que pueda intervenir alguien.

 

Prevención del suicidio: el tratamiento

Para prevenir un suicidio, el paciente debe contar con un estrecho acompañamiento por parte de un especialista. De esta manera, se pueden tratar y estabilizar los trastornos mentales que pueda padecer la persona que sufre tendencias suicidas.

Cada paciente tiene un pronóstico diferente que depende de varios factores. Por eso, el tratamiento se realiza en función de la gravedad, proporcionando fármacos y terapia psicológica.

Por Dra. Iria Grande
Psiquiatría

La Dra. Iria Grande es licenciada en Medicina y Cirugía por la Universidad de Barcelona, especializada en Psiquiatría y Doctora en Medicina, con Premio Extraordinario, por la Universitat de Barcelona. Además ha realizado un Máster en Gestión Hospitalaria y de Servicios Sanitarios.

Combina su labor médica con la investigación en el Centro de Investigación Biomédica en Red de Salud Mental (CIBERSAM), en la Unidad de Trastornos Bipolares y Depresivos del Hospital Clínic de Barcelona, y en el Institut d’Investigacions Biomèdiques August Pi i Sunyer (IDIBAPS).

Ha recibido el Premio Joven Investigador concedido por la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica y Premio Lilly Young Investigator Fellowship in Bipolar Disorder de la Sociedad Internacional de Trastorno Bipolar.

Actualmente realiza su labor médica en su consulta privada y en el Hospital Clínic en la Unidad de trastorno bipolar y trastornos depresivos.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación..