Conoce los avances y opciones de tratamiento de la miopía

Escrito por: Dr. Vicente Ortuño Prados
Publicado:
Editado por: Patricia Pujante Crespo

 

Miopía: cómo se diagnostica

El diagnóstico de la miopía se basa en una exploración oftalmológica. Al analizar la agudeza visual se observa que el paciente no ve bien los optotipos lejanos y que, al colocarle cristales correctores, mejora la visión.

 

Síntomas de la miopía

Los síntomas de la miopía se resumen, básicamente, en que el ojo no ve claramente los objetos lejanos pero sí aquellos de cerca.

 

¿Se puede prevenir la miopía?

La miopía no puede prevenirse. No obstante, sí se puede realizar un diagnóstico precoz para que así se desarrolle completamente la visión. Es importante realizar exploración de forma temprana a los niños que se acercan mucho a los objetos. 

 

Aumento o no de dioptrías, ¿de qué depende?

El aumento o no de dioptrías no depende de ningún factor en concreto. La miopía aumenta con el desarrollo de la persona hasta los 20-22 años, edad en que se suele estabilizar. Actualmente existen dos estudios en desarrollo para intentar que no aumente la miopía con la edad o aumente poco. Dichos estudios se han estado aplicando a algún paciente, según el paco, y son:
-    La instalación de unas gotas para dilatar la pupila
-    El uso de unas lentes de contacto especiales

 

Opciones de tratamiento para la miopía

La miopía se puede corregir a través de diversas opciones de tratamiento, que el experto en Oftalmología recomendará en cada caso. 
1)    Gafas o lentillas hasta que llega la edad final de desarrollo de la persona, entre los 21 y 23 años.
2)    A partir de esa edad, y dependiendo de si la persona desea quitar la dependencia de gafas o lentillas, existen distintas formas de corregir la miopía:
-    Lasik: microqueratomo y láser excimer en la superficie corneal
-    Intralasik: Intraláser y láser excimer en la superficie corneal
-    PRK: láser excimer en la superficie corneal
-    Lentes fáquicas. Entre ellas se encuentran la ICL (de preferencia) y la de fijación iridiana. Se trata de lentes que se colocan en la cámara posterior del ojo (ICL) o en la cámara anterior (fijación iridiana). Se utilizan en pacientes que no cumplan los criterios para realizar un tipo de láser excimer por el hecho de tener una córnea fina o irregular, y en aquellos con más de 8-9 dioptrías de miopía, ya que dan una mejor calidad visual que el láser excimer. 

 

Por Dr. Vicente Ortuño Prados
Oftalmología

El Dr. Ortuño Prados es un reconocido oftalmólogo, especialista en Oftalmología General y en Cirugía Refractiva en Vissum desde el 2001, y Director Médico de la clínica que lleva su nombre: Clínica Oftalmológica Dr. Vicente Ortuño. En dicha clínica se realiza el diagnóstico y tratamiento de cualquier patología ocular con los avances más recientes y alta tecnología. El Dr. Ortuño está especializado en el manejo y tratamiento del ojo seco, la degeneración macular senil con implante de nuevas lentes, la presbicia o vista cansada, así como miopía, hipermetropía, astigmatismo y cataratas, entre otras patologías y tratamientos. Por otra parte, ha realizado diferentes comunicaciones a congresos y varias publicaciones, tanto a nivel internacional como en el ámbito nacional. Es miembro de numerosas sociedades. 

 

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.