Aumento de Pecho: ¿Con prótesis o lipofilling?

Escrito por: Dr. Enrique Bassas Mercader
Publicado: | Actualizado: 19/07/2018
Editado por: Top Doctors®

El aumento de pecho es la operación de cirugía plástica más demandada en España. Entrevistamos al doctor Enrique Bassas Mercader, cirujano plástico, para dar respuesta a algunas de las preguntas más frecuentes que se hacen las mujeres antes de esta intervención. El doctor Bassas cuenta con más de 30 años de experiencia en cirugía plástica, es todo un referente en la especialidad que tras formarse en el New York Medical Center y en el Jackson Memorial Ha sido jefe clínico de Cirugía Plástica y Reparadora en el Hospital de Sant Pau de Barcelona y en el Hospital del Mar de Barcelona. Actualmente dirige uno de los equipos de cirugía plástica en el Centro Médico Teknon de Barcelona.

 

Doctor Bassas. Ante una operación de aumento de pecho, las mujeres tienen dos opciones: aumento mediante prótesis o aumento con grasa propia, el ‘lipofilling’. ¿En qué consiste cada una?

El lipofilling es un relleno natural que se lleva a cabo con grasa de la propia paciente. Consiste en la extracción de grasa de otra zona con exceso de grasa, siendo abdomen, glúteos o piernas, las zonas más frecuentes de extracción, y se utiliza para rellenar y aumentar el tamaño del pecho. La principal ventaja es que el lipofilling remodela la figura del pecho en una intervención poco invasiva que, además, se realiza con anestesia local. Al no llevar prótesis el postoperatorio es más rápido. La única desventaja respecto al aumento de pecho con prótesis es que parte de la grasa se reabsorbe de distinta manera y en diferentes espacios de tiempo según cada paciente, por lo que es difícil predecir el tamaño final. El lipofilling suele ser más aconsejable para pequeños aumentos de pecho, para corregir una flacidez o para rellenar el pecho vacío.

En el aumento con prótesis se coloca un implante de gel cohesivo de silicona bajo el músculo del pecho. Con esta intervención sabemos exactamente el volumen y el resultado que vamos a conseguir y la paciente puede elegir el tamaño que quiera. La intervención se realiza con anestesia general y por motivos de seguridad hay que permanecer 24 horas en el hospital. Los resultados son visibles de forma inmediata.

 

¿Cuál recomienda usted a las mujeres?

Depende, por supuesto, del resultado que quieran conseguir. Hoy en día usamos el lipofilling para las mujeres que quieren pequeños aumentos, que tienen el pecho un poco caído o flácido y quieren rellenarlo. El lipofilling ofrece excelentes resultados para corregir la flacidez y se ha puesto de moda para mujeres que han sido madres y notan su pecho más vacío o flácido. Es lo que se conoce como “Mommy Makeover”. Tras el parto o pasada la lactancia, se realiza esta intervención para retirar la grasa del abdomen que queda tras dar a luz y colocar en el pecho que se cae tras el embarazo. Hay pacientes que solicitan esta técnica en el mismo parto, lo cual yo desaconsejo y recomiendo esperar al menos seis meses. Si la paciente tiene poco pecho o desea aumentarlo, la mejor opción es la prótesis.

 

¿Qué tipos de prótesis se utilizan?

Hay tres tipos de prótesis: redondas de perfil bajo -más planas- , redondas de perfil alto y las anatómicas. Según las expectativas y el pecho de la paciente, elegiremos una u otra. Ahora, si la mujer tiene un pecho pequeño pero proporcional, colocaremos una prótesis redonda de perfil bajo. Si la mujer tiene un pecho con poca forma o muy plano, optamos por una prótesis anatómica, más pequeñas por arriba y más grandes por abajo, que dará un resultado muy natural. Lo más importante en la elección de prótesis es que sea de una marca de primer nivel.

 

Doctor Bassas, ¿el aumento de pecho es compatible con la elevación?

Sí se puede llevar a cabo un aumento de pecho con elevación en la misma intervención, pero son operaciones diferentes. Si hay pecho caído se debe realizar una mastopexia, hay que remodelar el pecho, tensarlo y elevarlo. Si la paciente tiene un pecho pequeño puede colocarse además una prótesis para aumentarlo. Sin embargo, si la mujer está contenta con el tamaño de su pecho y solo quiere corregir la caída, las mamas se levantan sin usar prótesis.

 

¿Cuándo no es apropiado enfrentarse a una operación de pecho?

En general, una cirugía es apropiada si la persona está sana física y mentalmente. Por eso, lo importantes es realizar unas pruebas preoperatorias antes de cada intervención. Si hay alguna enfermedad o contraindicación, la cirugía estética debe esperar.

 

¿Qué cicatriz queda tras la operación de aumento de pecho?

Las incisiones actuales son estratégicas para que las cicatrices pasen desapercibidas. Hoy en día se pueden llevar a cabo tres tipos de incisiones según por donde se introduzca la prótesis: en la axila, alrededor de la areola o por debajo del pecho. Tras la intervención asesoramos a la paciente para que utilice parches, cremas y sujetadores que le ayuden en el postoperatorio y a minimizar las cicatrices. El tipo de intervención se decide junto con la paciente. Por ejemplo, si la areola es pequeña no se recomienda poner la prótesis por esa zona, sino que recomendamos hacerlo en el surco submamario. De este modo, la cirugía es más rápida y menos traumática y, por lo tanto, el postoperatorio es mucho más cómodo. A través de la axila o la areola, las operaciones son más traumáticas pero las cicatrices menos visibles; por ello, se informa a la paciente de los pros y los contras de cada una y se decide conjuntamente.

 

Tras la cirugía, ¿qué cuidados debe seguir la paciente?

La paciente está en la clínica las primeras 24 horas; después, si todo es normal, se puede ir a su casa y estar unos días en reposo, con vida tranquila y sin levantar peso. A la semana ya puede hacer vida normal y volver al trabajo. Eso sí, durante un mes o mes y medio no puede coger peso, ni ir al gimnasio o hacer un esfuerzo que implique una sobrecarga en los brazos. Por otro lado, las dos primeras semanas hay que llevar un sujetador especial sin aros, también para dormir y cuidar la cicatriz con parches de silicona, cremas especiales para la cicatrización y rosa mosqueta.

 

Doctor, hay centros que realizan la operación como si fuera una cirugía ambulatoria, sin necesidad de hacer noche en la clínica y a unos precios muy bajos. ¿Cuáles son las diferencias?

En estos centros abaratan los costes de la intervención, pero en mi opinión lo hacen a costa de perder seguridad. Lo primero con la calidad de la prótesis, una prótesis de primer nivel como las que usamos nosotros son más caras pero ofrecen más garantías. Bajan el precio de una intervención sacrificando la calidad de la prótesis. Por otro lado, si mandan a la paciente a casa a dormir tras la intervención también ahorran y pueden bajar el precio de la intervención, pero si durante las primeras 24 horas hubiera algún problema, como una hemorragia interna o alguna complicación de cualquier tipo el paciente no estaría controlado, es un riesgo que yo nunca me permitiría correr con una paciente.

 

¿Cuánto tiempo van a durar las prótesis? ¿Las mujeres deben hacerse controles de seguimiento?

La duración ha evolucionado a lo largo de los años. Hoy en día los laboratorios han conseguido hacer prótesis que salvo excepciones, son para toda la vida. Las prótesis actualmente se realizan con siete capas, el material no se deteriora y como están fabricadas con un gel cohesivo, no hay fuga de material. El seguimiento que deben hacerse las pacientes son los controles ginecológicos anuales habituales. Solo si presentan molestias o cambios deben acudir a nosotros para controlar que todo esté bien. A través de una mamografía se puede detectar si la prótesis está en mal estado.

 

Por último, doctor, quizá lo que más se pregunten las mujeres antes de operarse: ¿cómo quedará el pecho tras la intervención?

Lo más importante a la hora de hacerse una operación de cirugía estética, sea la que sea, es la conversación previa entre cirujano y paciente, el diálogo entre ambos para conocer los deseos de la mujer y las posibilidades que existen. Si la comunicación entre médico y paciente es buena y las expectativas de ambos son realistas el resultado suele ser bueno. Además, ahora contamos con programas informáticos que nos permiten recrear el resultado, y disponemos de varias prótesis de diferentes tamaños en la consulta para que las mujeres puedan verlas y probárselas para que se sientan cómodas con el tamaño y la forma que han elegido.

Dr. Enrique Bassas Mercader

Por Dr. Enrique Bassas Mercader
Cirugía plástica, estética y reparadora

Referente internacional de la especialidad, acumula más de 30 años de experiencia como Cirujano Plástico. Formado en la Clinica Planas de Barcelona, en el New York Medical Center y en el Jackson Memorial. Fue jefe de servicio de Cirugía Plástica y Reparadora en el Hospital San Pablo de Barcelona y en el Hospital del Mar de Barcelona. Actualmente dirige uno de los equipos de Cirugía Plástica en el Centro Médico Teknon de Barcelona. Fundador de la SEME y miembro de la SECPRE, el Dr. Bassas es uno de los Cirujanos Plásticos de más prestigio de nuestro país. 


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.