Arritmia y marcapasos: preguntas frecuentas

Escrito por: Dr. Pablo Moriña Vazquez
Publicado:
Editado por: Alicia Arévalo

¿Qué es una arritmia? ¿Qué tipos existen?

Como su propio nombre indica, una arritmia es una alteración en el ritmo normal del corazón.
 

Existen 3 tipos de arritmias:

  • Bradiarritmias o bradicardias: en la que el ritmo del corazón es más lento del normal, produciendo síntomas de mareos. Síncopes (perdida transitoria de conciencia) o asfixia.
  • Taquicardias: en las que el ritmo del corazón es mal alto de lo normal.
  • Fibrilación auricular: un tipo de arritmia muy frecuente que puede manifestarse como bradicardia o taquicardia, produce un ritmo irregular del corazón.
     
El diagnóstico de una arritmia se realiza mediante un simple Electrocardiograma.
 


¿Cómo se diagnostica una arritmia?

El diagnóstico de una arritmia se realiza mediante un simple Electrocardiograma (ECG) basal o mediante un registro del Holter ECG de 24-48 horas.
 

Existen algunas arritmias que tienen una forma de presentación repetitiva y de muy corta duración, (entre varios segundos y pocas horas), que impiden el acceso del paciente a un servicio sanitario para efectuarse un ECG. En este caso son útiles los registradores de ECG en tiempo real.  El más empleado es el Holter subcutáneo, que es un dispositivo de pequeño tamaño que se implanta debajo de la piel y recoge de manera continua el electrocardiograma, detectando y registrando automática o manualmente por activación del paciente cualquier arritmia.  En los últimos años, están ganando aceptación dispositivos asociados a smartphones y los relojes inteligentes, capaces de registrar una tira de ECG y almacenarla para su visualización posterior por el cardiólogo. Ya han sido admitidos por las principales guías de práctica clínica como instrumentos útiles y fiables para el diagnóstico de cualquier arritmia.

 

El marcapasos es uno de los tratamientos para las arritmias. ¿Para qué sirve y cómo funcionan?

El marcapasos es el tratamiento definitivo de las bradicardias. En general constan de un generador con batería y circuitos que permite distintas programaciones y que envía impulsos eléctricos a través de uno o más cables que se insertan en distintos lugares del corazón para conseguir la contracción cardiaca.

 

¿Qué riesgo existe de que un paciente con marcapasos sufra de nuevo una arritmia o insuficiencia cardíaca?

Los marcapasos son dispositivos muy fiables con una duración entre 8 y 10 años, pasados los cuales hay que sustituirlos por agotamiento de batería.

Una vez implantado un marcapasos, es altamente improbable que el paciente sufra bradicardia por mal funcionamiento del dispositivo

 

¿Conviene modificar el lugar de implantación de los marcapasos?

Clásicamente, los marcapasos se han implantado en el ventrículo derecho, produciendo una contracción del corazón no fisiológica que a lo largo del tiempo puede traer como consecuencia un deterioro de la función cardiaca. Nosotros hace ya más de 20 años demostramos que era posible implantar marcapasos en el sistema de conducción normal del corazón produciendo una contracción semejante a la natural y evitando este deterioro a largo plazo de la fuerza de contracción. Por tanto, nosotros recomendamos el implante de marcapasos en el sistema de conducción (Haz de His) y es nuestra práctica habitual.

 

¿Cómo se tratan las Taquicardias?

La mayoría de las taquicardias se tratan hoy mediante un cateterismo cardiaco y ablación. Básicamente, consiste en introducir electrodos en el corazón e identificar el foco o circuito de la taquicardia. Una vez identificado el foco, se elimina mediante la aplicación de calor con radiofrecuencia, aunque también es posible la eliminación mediante congelación con frío (crioablación).

 

El éxito de la ablación es mayor del 95 % en la mayoría de las taquicardias. En el caso de la Fibrilación auricular, el éxito es del 65 % y no es infrecuente tener que repetir el procedimiento.

Por Dr. Pablo Moriña Vazquez
Cardiología

El Dr. Moriña Vazquez es un gran especialista en Cardiología. Cuenta con más de 27 años de experiencia en la profesión y una extensa formación en distintos ámbitos. En concreto, es experto en cardiología deportiva, arritmias, marcapasos y desfibriladores, electrofisiología cardíaca, pruebas de esfuerzo, holter de ritmo y presión arterial, entre otros.

A lo largo de su trayectoria profesional, ha combinado su labor asistencial con la investigación, siendo autor de diferentes artículos de la especialidad que han sido publicados en revistas de gran prestigio. Además, ha realizado comunicaciones en congresos y jornadas. En la actualidad, ejerce en su consulta de cardiología Dr. Pablo Moriña.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar sus preferencias AQUI.