3 puntos sobre la tos ferina

Escrito por: Dr. Juan García-Valdecasas Bernal
Publicado: | Actualizado: 22/07/2018
Editado por: Top Doctors®

La tos ferina (o tosferina) es una enfermedad infecciosa que, por desgracia, ha aumentado la incidencia este año, provocando muertes en recién nacidos y lactantes. Esta enfermedad se parece mucho al resfriado común, ya que se transmite a través de la tos y los estornudos.

Síntomas de la tos ferina

En una fase inicial, los principales síntomas son mucosidad, tos y fiebre generalmente leve, que duran entre una y dos semanas, como muchos resfriados. No obstante, pasadas las dos semanas, se pasa a una fase de rápido empeoramiento que causa tos rápida, silbido al respirar, vómitos y cansancio extremo.

En el caso de los bebés, no suelen tener tanta tos pero sí pueden tener apnea (paradas respiratorias). La tos ferina en esta fase suele durar ocho semanas y se resuelve lentamente con tos cada vez menor.

 

Diagnóstico de la tos ferina

Dado que la tos ferina es una enfermedad muy conocida, es fácil de diagnosticarla. En el caso de que el paciente tenga los síntomas explicados anteriormente, debe visitar al médico especialista en Otorrinolaringología para examinarle y tomar muestras de líquido nasofaríngeo para analizar las bacterias responsables de estos síntomas.

 

Tratamiento y prevención de la tos ferina

La tos ferina se trata con antibióticos (indicados para infecciones causadas por bacterias intracelulares). Cuanto antes se inicia el tratamiento, mejores resultados se obtienen.

En cuanto a la prevención, existe la DTPa, una vacuna contra la tos ferina, la difteria y el tétanos que es obligatoria y está en el calendario vacunal de todas las Comunidades Autónomas. Esta vacuna se administra en tres dosis (a los dos, cuatro y seis meses), una dosis de recuerdo entre los 15 y 18 meses y otra a los seis años. Además, se recomienda administrar la dosis cada 10 años para mantener la inmunidad. Aunque la vacuna no garantiza una protección del 100%, sí que mitiga los síntomas en caso de contagio.

En el caso de los lactantes, como no reciben la primera vacuna hasta los dos meses, se recomienda que las mujeres embarazadas se vacunen cuando estén entre los siete y ocho meses de gestación. De este modo, el bebé estará protegido y evitará enfermar de forma grave.

Por Dr. Juan García-Valdecasas Bernal
Otorrinolaringología

El Dr. Garcia-Valdecasas Bernal obtuvo su doctorado en Medicina con un sobresaliente Cum Laude, especializándose en Otorrinolaringología y en Patología Cervicofacial en Granada en 2007. Ha ejercido como docente y profesor colaborador de prácticas en el ámbito universitario, y como investigador en el Hospital Universitario San Cecilio de Granada. Completó su formación en el extranjero, concretamente en cirugía otológica en MHH Hannover y en cirugía láser de la laringe en París. Asimismo, el doctor es vocal de la Asociación Española de Audiología (AEDA) desde el año 2013. Ha realizado múltiples cursos a nivel estatal.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


TOPDOCTORS utiliza cookies propias y de terceros para facilitar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puede cambiar la configuración de cookies u obtener más información aquí.